SEMBLANZA

Biografía del Dr. Francisco Hernández Guerra

 

Biography of Dr. "Francisco Hernández Guerra"

 

 

Carlos del Risco Turiño

Hospital Provincial Docente “Manuel Ascunce”. Camagüey, Cuba.

 

 





El Dr. Francisco Alejandro Hernández Guerra nació el 31 de enero de 1926 en Camagüey, hijo de Mercedes Guerra Varona y Francisco Hernández Gómez, obrero azucarero. Creció en un hogar modesto y fue el mayor de cuatro hermanos: dos hembras y dos varones; fue hijo modelo, respetuoso y afable con sus mayores, muy querido por todos.

Vivió su infancia en Vertientes, donde desarrolló sus estudios primarios en la Escuela Pública hasta el tercer grado y posteriormente, ya en cuarto grado, ingresó en las Escuelas Pías de Camagüey, donde cursó hasta la enseñanza media. Se graduó de Bachiller en el Instituto de Segunda Enseñanza de Camagüey.

Panchito Hernández, como lo llamaban cariñosamente, fue una de las figuras más destacadas del equipo de pelota de Vertientes, jugador de la Liga Inter-Provincial, y ya en las Escuelas Pías demuestra su talento en el basketball.

A los 19 años, en 1945, realiza la solicitud a la Universidad de La Habana para estudiar Medicina, una vez allí vence con excelentes calificaciones todas las asignaturas se gradúa en 1952.

Relevante fue su desempeño deportivo durante todo este tiempo. Integró el equipo de pelota de la Universidad de La Habana, Los Caribes, donde gozó de grandes triunfos y popularidad y con el que tuvo la oportunidad de viajar a Tampa y otros lugares de Estados Unidos en otras cuatro ocasiones (1946-1950). Fue un gran bateador y notable jardinero, y así lo catalogaban en “El Lento”, Boletín Deportivo Universitario. Tuvo propuestas para el profesionalismo que siempre rechazó.

Durante esta etapa juvenil fue un asiduo concurrente al cine, gustaba de las películas musicales y de escuchar en la radio toda la música que el tiempo le permitiera. Fue por estos años donde conoció a Elizabeth Moore, con la que contraería matrimonio años más tarde y que sería la compañera de su vida.

En estos años universitarios alguien lo bautizó con el apodo de “Chan Li Po”, y así lo llamarían sus compañeros en aquel entonces, sobre todo, en la pelota.

Además, en este tiempo estudiantil fue alumno ayudante en el Hospital “Calixto García” del Dr. Bernardo Milanés, angiólogo. Todos estos conocimientos le valieron para regresar a su natal provincia al concluir sus estudios, como médico dedicado a la angiología. Precisamente así, figura en su libro de graduado: “[…] Maneja muy bien las piernas […] pero no robando las bases, sino tratando las arterias y las venas.” A su regreso vivió con su familia en la calle San Pablo No. 52 hasta que contrajo matrimonio en 1953.


ACTIVIDAD LABORAL

Hernández Guerra comienza a trabajar en el Hospital Infantil “San Juan de Dios” donde se desempeñó como radiólogo (1953-1959), más tarde trabajaría en el Hospital de Emergencias de Camagüey en la calle Cisneros, como Médico Interno hasta 1959. Paralelamente, atendía una consulta en la calle Avellaneda que luego se trasladó a la calle Cisneros. En este período, su labor como angiólogo era honoraria, o sea, no recibía retribución económica alguna por ello.

Fue secretario del Colegio Médico de Camagüey (1958-1959); así asistió y fue partícipe de acontecimientos como el pago en Cuba del primer seguro de los médicos hispano-americanos por la American Internacional Life Insurance Company.

Por necesidad de la administración, pasó a trabajar como angiólogo al Hospital “Manuel Ramón Silva” (1960-1961), después se traslada al Hospital “Manuel Ascunce Domenech” como especialista en angiología, en el cual permaneció hasta 1980 ya que en 1981 pasó al Instituto Superior de Ciencias Médicas como Vicerrector de Investigaciones y Postgrado.

Como Jefe del Servicio de Angiología en el Hospital “Manuel Ascunce Domenech” durante muchos años, dirigió la sala de angiología con gran exigencia, tanto en la labor docente como administrativa. Impuso una disciplina que fue legendaria: se mantenía gran organización en el trabajo, buen trato a pacientes y familiares, comportamiento ético de su personal y una limpieza admirable.

Es necesario destacar detalles, comprendidos en estos años, de la vida revolucionaria del Dr. Hernández Guerra. Colaboró con el Movimiento 26 de Julio, participando en numerosas actividades como venta de bonos, ocultamiento, traslado y albergue de compañeros, distribución de propagandas, entre otras. Fue cesanteado de su puesto de trabajo en el Hospital Municipal (de Emergencias) por negarse a firmar la farsa electoral de 1958.

Luego del triunfo revolucionario mantuvo en alto sus principios e ingresó en las Milicias Nacionales Revolucionarias en 1959 y en los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) en 1960. Participó en numerosas movilizaciones militares y estuvo acuartelado en numerosas ocasiones, como durante el ataque a Playa Girón en el Hospital General “Manuel R. Silva” y cuando la Crisis de Octubre en el Hospital “Manuel Ascunce Domenech”. Ingresó a las Filas del Partido Comunista de Cuba en 1980.

 

LABOR INTELECTUAL Y CIENTÍFICA

Trabajó como profesor en la Escuela de Medicina de Camagüey desde su fundación en 1967 y dedicó todos sus esfuerzos a la formación de profesionales y especialistas de la salud. Luego pasó a la Facultad, donde fue Vice-Decano de Investigaciones y posteriormente al Instituto Superior de Ciencias Médicas “Carlos Juan Finlay”, donde realizó una labor en la que obtuvo excelentes resultados.

Fue Profesor Titular y Especialista de II Grado en Angiología, miembro del Consejo Científico de la Universidad de Camagüey, del Instituto de Angiología y del Instituto Superior de Ciencias Médicas.

En múltiples oportunidades se desempeñó como presidente del Tribunal para la evaluación de las Categorías Docentes de Profesor Titular, además de tutor de numerosas tesis de angiología para especialistas.

Fue Miembro Titular y Fundador de la Sociedad Cubana de Angiología, Miembro Asociado de la Sociedad Cubana de Cirugía y Miembro de la Sociedad Internacional de Cirugía Cardiovascular.

Ejerció la presidencia de la Comisión de Actividades Científicas del Hospital “Manuel Ascunce Domenech” (1972-1975) y fue Secretario del Consejo Científico del Ministerio de Salud Pública (Minsap) en la provincia de Camagüey (1973-1975). Además, fue delegado del Instituto Superior de Ciencias Médicas ante la Comisión de Ubicación, Reubicación y Promoción del Minsap. También fue presidente de la Comisión de Acreditación Docente de este centro y presidente del tribunal para la evaluación de la categoría de Asistente en el I Proceso de Categorización de la Universidad de Camagüey (1976).

Durante muchos años desde su fundación participó como Miembro y Presidente de los Tribunales Estatales de Angiología, también como Jefe del Grupo Provincial de Angiología, y, además impartió clases de pregrado de cirugía en las rotaciones de los alumnos.

Desarrolló un proyecto de investigación estudiantil y promovió la acreditación del Instituto Superior de Ciencias Médicas para la formación de especialistas y recursos humanos.

Fue vicepresidente del Comité Organizador del Séptimo Fórum Científico Nacional de Estudiantes de Ciencias Médicas y Cultura Física celebrado en Camagüey en diciembre de 1984 y vicepresidente y presidente también de la filial en Camagüey del Comité Nacional de Médicos contra la Guerra Nuclear.

Realizó viajes de intercambio científico a instituciones médicas y de establecimiento de convenios de la educación superior a la Unión Soviética (1980), al Instituto Superior de Rostov del Don (1982), a la Universidad de Wilhelm Pick en la República Democrática Alemana (1983-1984), a la Universidad de Cuenca en Ecuador (1986), al igual que nuevamente a la URSS para firmar un convenio de colaboración con el Instituto de Endocrinología y Química de las Hormonas de Moscú, y a la Universidad Nacional de Córdoba en Argentina (1988).

Creó toda la base logística para la formación de lo que hoy son los Centros de Investigación de Monoclonales y Biopreparados y de Humanidades Médicas. Creó además el bioterio en la Universidad de Ciencias Medicas, que garantizó la calidad y desarrollo de las clases en el Instituto.

Los trabajos voluntarios en los que participó fueron siembra y fertilización de caña, recogida de productos agrícolas. En la construcción participó en actividades de este tipo en la Escuela Vocacional “Máximo Gómez Báez”, Hospital Provincial, Politécnico de la Salud, Policlínico de Especialidades Pediátricas e Instituto Superior de Ciencias Médicas.

Ostentaba el grado de Doctor en Ciencias y realizó numerosas publicaciones nacionales e internacionales.

Falleció el 5 de marzo de 1995.

 

Recibido: 1 de febrero de 2016
Aprobado: 16 de febrero de 2016.

 


Carlos del Risco Turiño.
Hospital Provincial Docente Manuel Ascunce. Camagüey. Cuba.

Dirección electrónica: cdelrisco@finlay.cmw.sld.cu