Indice Anterior Siguiente
Rev Cubana Angiol y Cir Vasc 2002;3(1):21-5

Formato PDF

Instituto Nacional de Angiología y Cirugía Vascular

Incidencia de las infecciones intrahospitalarias en los servicios de Angiología

Dr. Ulises de Jesús Gallardo Pérez1 y Dra. Ana Lilia García Pérez2


Resumen

Se identificó la incidencia de las infecciones nosocomiales en el Instituto Nacional de Angiología y Cirugía Vascular mediante el estudio retrospectivo de la vigilancia de infecciones nosocomiales durante el año 2000, se procedió a la revisión de las encuestas confeccionadas por el departamento de epidemiología en cada paciente diagnosticado en este período de tiempo. Para el análisis estadístico se utilizaron las frecuencias absolutas y relativas, tasas cruda y específica de incidencia. Se encontró una tasa cruda de 6,76 infecciones por cada 100 egresos, la tasa específica más elevada correspondió al servicio de angiopatía diabética y la más baja al servicio de flebolinfología. Las infecciones de heridas quirúrgicas y las bronconeumonías fueron las localizaciones más frecuentes. Las intervenciones quirúrgicas con mayor número de sepsis intrahospitalarias se constataron en las amputaciones supracondíleas, infracondíleas y la desarticulación de artejos. La mayoría de los pacientes presentaron un solo proceso infeccioso y el Staphylococcus aureus, Proteus spp, Escherichia coli y Pseudomona spp fueron los microorganismos más frecuentemente aislados. La tasa de infecciones intrahospitalarias observadas en nuestro estudio, es más baja que la informada por otras instituciones de este tipo. Los pacientes con diabetes mellitus son los más afectados por este tipo de infecciones. Los resultados anteriores sugieren desarrollar nuevas estrategias para perfeccionar el programa de control de infecciones nosocomiales.

DeCS: INFECCION HOSPITALARIA/epidemiología; INCIDENCIA; PROCEDIMIENTOS QUIRURGICOS VASCULARES; SERVICIOS DE HOSPITALES/estadísticas & datos numéricos.

 

Las infecciones nosocomiales se han convertido en un problema relevante de salud pública de gran trascendencia económica y social, además de constituir un desafío para las instituciones de salud y el personal médico responsable de su atención en las unidades donde llegan a presentarse.1

Las infecciones intrahospitalarias (IIH), son complicaciones en las cuales se conjugan diversos factores de riesgo, que en su mayoría pueden ser susceptibles de prevención y control. El riesgo de enfermar, e incluso de morir, por una infección que no era el motivo de ingreso al hospital está estrechamente vinculado a la calidad de la atención en los hospitales.2 Por tanto las instituciones de salud deben establecer mecanismos para intervenir de manera eficiente y disminuir estos factores de riesgo.3

En nuestra institución se comenzaron a realizar las primeras investigaciones del comportamiento de las IIH desde el año 1975, en los tres servicios fundamentales: angiopatía diabética, arteriología y flebolinfología, áreas eminentemente quirúrgicas, y que precisamente este tipo de servicio, está dentro de las áreas de mayor riesgo para contraer infecciones nosocomiales.4 Las sepsis de heridas quirúrgicas es la complicación más frecuente del acto operatorio. Su importancia radica en el aumento de morbimortalidad que sobreañade al paciente como cualquier proceso patológico, incremento de la estancia hospitalaria o condiciona nuevos ingresos, duplica los costos hospitalarios, y lleva consigo mayores esfuerzos diagnóstico-terapéuticos que aumentarán el período de incapacidad del paciente.5,6 De todo lo dicho se deduce la necesidad de que el angiólogo y el resto del personal de la salud vinculado a la atención del paciente, conozca la aparición de la infección y aboque en su control, para lo que es necesario un pleno conocimiento de la epidemiología de nuestras infecciones.

Métodos

La investigación se realizó en el Instituto Nacional de Angiología y Cirugía Vascular. Se desarrolló un estudio longitudinal retrospectivo de las infecciones nosocomiales durante el año 2000. Para esto se procedió a la revisión de las encuestas confeccionadas a los pacientes diagnosticados a través del sistema de vigilancia establecido por el departamento de epidemiología. Se obtuvo información por servicios, localización de las sepsis, tipo de intervenciones quirúrgicas infectadas, agentes causales más frecuentes. Para el análisis estadístico de la información se utilizaron las frecuencias absolutas, relativas y tasa cruda y específica de incidencia.

Resultados

Si hacemos un análisis del comportamiento de las IIH en el año 2000, podemos observar (tabla 1), que la tasa global de IIH fue de 6,76 por cada 100 egresos (94 casos). Se reportaron las mayores tasas de IIH en los meses de mayo y septiembre, y las menores en julio y noviembre. Cuando estratificamos las sepsis registradas por servicios (fig.), en el servicio de Angiopatía Diabética (65 casos), se reportan tasas de 12,5 por cada 100 egresos, superiores al resto de los servicios, seguido por el de Arteriología (23 casos), para una tasa de 5,5 por cada 100 y Flebolinfología registró una tasa de 1,34 (6 casos) en todo el año.

Tabla 1. Infecciones intrahospitalarias, según meses, 2000

Meses
No.
Tasas
enero
8
6,45
febrero
10
7,27
marzo
10
6,75
abril
8
6,50
mayo
10
10
junio
9
7,96
julio
5
4
agosto
8
7,61
septiembre
9
9,47
octubre
4
5,61
noviembre
6
4,72
diciembre
7
6,86
Total
94
6,76

Fuente: Encuestas.
Tasas por cada 100 egresos.


Fig. Infecciones intrahospitalarias por servicios, 2000.


Al estudiar las localizaciones de las IIH registradas en el año objeto de estudio, puede verse que la localización más frecuente en nuestra institución es la sepsis de heridas quirúrgicas (66 casos), para una tasa de 4,74 por cada 100, la cual aportó el 70,2 % de las IIH reportadas en el año en estudio; le siguen en orden decreciente las bronconeumonías, con una tasa de 0,98 por cada 100 (15 casos) y las sepsis generalizadas y flebitis con valores muchos más bajos (tabla 2).

Tabla 2. Localizaciones de las infecciones nosocomiales, 2000

Localizaciones
No.
Tasa
Bronconeumonías
15
0,98
Sepsis generalizadas
9
0,64
Flebitis
8
0,57
Piel y mucosas
7
0,50
Sepsis urinarias
5
0,35

Fuente: Encuestas.
Tasa por cada 100 egresos.


Dentro de las intervenciones quirúrgicas realizadas en este período (tabla 3), las amputaciones supracondíleas (20 %), fueron las intervenciones que con mayor frecuencia adquirieron sepsis IIH, seguida de las amputaciones infracondíleas (18,1 %) y la desarticulación de los artejos (18,1 %).

Tabla 3. Infecciones nosocomiales según tipo de intervención quirúrgicas, 2000

Tipo de intervención quirúrgica
No.
%
Amputaciones supracondíleas
20
30,3
Amputaciones infracondíleas
12
18,1
Desarticulación de artejos
12
18,1
Amputaciones transmetatarsianas
6
9,09
By Pass
5
7,57
Aneurectomías
4
6,06
Toilette
3
4,54
Otros
4
6,06
Total
66
100

Fuente: Encuesta.


Con respecto a los informes de microbiología, pudimos constatar (tabla 4), que los gérmenes aislados con mayor frecuencia durante este año, fueron el Staphylococcus aureus, Proteus spp, Echerichia coli y Pseudomonas.

Tabla 4. Microorganismos aislados por tipo de infección nosocomial

Microorganismos Flebitis piel y mucosas Herida quirúrgica Septicemia Sepsis urinaria Total
Staphylococcus aureus 2 11     13
Proteus spp. 1 9     10
Escherichia coli 1 8   1 10
Pseudomonas spp. 2 7 1   10
Bacilo no fermentador   6     6
Citrobacter aerogenes   4     4
Enterobacter spp. 1 3     4
Serratia spp.   3     3
Clostridium spp.   3     3
Veillonella spp.   1     1
Estafilo. coag. neg.   1     1
Streptococcus â hemol.   1     1

Fuente: Encuestas.

Discusión

La frecuencia de infecciones nosocomiales (IN), alcanzó una tasa inferior a las reportadas por instituciones similares. Tal discrepancia puede tener su explicación en que el sistema de vigilancia haya sido menos efectivo, dado que teníamos déficit dentro del personal de epidemiología. Una explicación alterna es que el registro de casos se realiza casi exclusivamente por la enfermera vigilante, constatándose poca participación del resto de los elementos del sistema de vigilancia y falta de métodos de vigilancia posoperatoria después del alta. En reportes de otros países se informa acerca de posibles subregistros de las infecciones nosocomiales por dificultades en el sistema de vigilancia establecido.5

Con respecto a la distribución de las IN por servicios, el más afectado fue el de angiopatía diabética, seguido de arteriología y flebolinfología. Puede haber varias explicaciones a este hallazgo: el servicio tiene promedios elevados de estadías y los pacientes ingresados tienen antecedentes de diabetes mellitus. Este último factor predisponente es importante para todo tipo de sepsis, lo que se traduce en un mayor riesgo para adquirir infección. A esto se une que la mayoría de estos casos ingresan con lesiones y heridas sucias, además de la edad avanzada de los pacientes con un sistema inmunológico deficiente, lo cual también constituyen factores que propician la aparición de otras sepsis.6 Por otra parte en el servicio de flebolinfología, los pacientes tienen una estadía inferior, se ingresan pacientes con mayor número de heridas limpias.

Al estudiar las localizaciones de las IIH registradas en el año 2000, la más frecuente en nuestra institución es la sepsis de herida quirúrgica, lo cual se justifica por brindar nuestro centro un servicio eminentemente quirúrgico, razón por la que se coincide con la literatura médica en la que se recoge que las infecciones de la herida quirúrgica es una causa frecuente de morbilidad y mortalidad, y se calcula que por sí solas son responsables del 24 % de las infecciones nosocomiales en algunos países.4 Además, lo señalado anteriormente influye con relación a los pacientes diabéticos, muchos de los cuales ingresan en un estado muy deteriorado, con cuadros sépticos severos y los que ofrecen el mayor aporte de sepsis IIH dentro de la institución.

Dentro de las heridas quirúrgicas, el tipo de intervención influye en la aparición de las infecciones y de acuerdo con nuestro estudio es similar a lo reportado en la literatura médica en la que se precisa que en las amputaciones y la cirugía sucia ocurren el mayor número de sepsis, a lo que se asocian también los antecedentes de diabetes mellitus, isquemia aguda y grado de contaminación de la cirugía en los pacientes.6-8

Con respecto a los informes de microbiología, los gérmenes aislados con mayor frecuencia durante este año coinciden con los reportados en la literatura médica en países desarrollados donde a consecuencia del uso de antibióticos potentes y de amplio espectro, se ha favorecido que estos cocos Grampositivos ocupen los primeros lugares como agentes causales de IN.9 No obstante, en nuestro estudio gérmenes Gramnegativos también son causa importante de infecciones nosocomiales, como se registran en estudios de países subdesarrollados.5 Es preciso señalar que la presencia de enterobacterias como gérmenes causantes de IIH, es señal de dificultades en el control de las condiciones higiénicas vinculadas al paciente desde las condiciones estructurales de las salas, cultura sanitaria del paciente y el cumplimiento de las normas de asepsia y antisepsia del personal de la salud.

Summary

The incidence of nosocomial infections was identified at the National Institute of Angiology and Vascular Surgery by conducting a retrospective study of the surveillance of nosocomial infections in 2000. The surveys done by the Epidemiology Departrment and answered by each diagnosed patient during this time were reviewed. The absolute and relative frequencies and the gross and specific rates of incidence were used for the statistical analysis. It was found a gross rate of 6.76 infections per 100 discharges, the highest specific rate corresponded to the service of diabetic angiopathy and the lowest to the phlebolymphology service. The infections of surgical wounds and bronchopneumonias were the most frequent localizations. The surgical procedures with the highest number of intrahospital sepses were the supracondylar and infracondylar amputations and the disarticulation of knots. Most of the patients had only one infectious process. Staphylococcus aureus, Proteus spp, Escherichia coli and Pseudomona spp were the most commonly isolated microorganisms. The rate of intrahospital infections of our study was lower than the reported by other institutions of this type. The patients with diabetes mellitus were the most affected by this type of infection. The previous results suggest the need to develop new strategies to improve the program for controlling nosocomial infections.

Subject headings: CROSS INFECTION/epidemiology; INCIDENCE; VASCULAR SURGICAL PROCEDURES; HOSPITAL DEPARTMENTS/statistics & numerical data.

Referencias bibliográficas

  1. Tapia R. Infecciones nosocomiales. Salud Pública Méx 1999;41(1):3-4.
  2. Wilson CB. Immunologic basic for increased susceptibility of the neonate to infection. J Pediatr 1986;108:1-12.
  3. Díaz R, Solórzano F, Padilla G, Miranda M, González R, Trejo J. Infecciones nosocomiales. Experiencia en un hospital pediátrico de tercer nivel. Salud Pública Méx 1999;41(1):12-6.
  4. Vilar D, Sandoval S, Gordillo P, Rosa M de la, Sánchez G, Volkow P. Vigilancia de las infecciones de herida quirúrgica. Experiencia de 18 meses en el Instituto Nacional de Cancerología. Salud Pública Méx 1999;41(1):45-7.
  5. Tinoco JC, Salvador J, Cruz M, Santillán G, Salcido L. Epidemiología de las infecciones nosocomiales en un hospital de segundo nivel. Salud Pública Méx 1999;39(1):25-39.
  6. Cano E, Egido A, Arribas JL, Marco MA. Epidemiología. En: Segura Iglesias RJ. Infección en Angiología y Cirugía Vascular. Barcelona: J Uriach, 1999:29-34.
  7. D´Addato M. La tromboendarterectomía )Es todavía una técnica alternativa? En: Capdevila JM. Temas a debate sobre Cirugía Vascular. Barcelona: JM Capdevila, 1995;121-5.
  8. Padberg FT, Lee BC, Curl GR. Hemoaccess site infection. Surg Gynecol Obstet 1992;174:103-8.
  9. Rangel MS, Morales D, Báez R, Ibarra J, Ponce de León S. Validación de un programa de vigilancia de infecciones nosocomiales. Salud Pública Méx 1999;41(1):59-63.

Recibido: 23 de abril de 2001. Aprobado: 28 de septiembre de 2001.
Dr. Ulises de Jesús Gallardo Pérez. Instituto Nacional de Angiología y Cirugía Vascular. Calzada del Cerro No. 1551, esq. Domínguez, Cerro. Ciudad de La Habana, Cuba.


1 Especialista de I Grado en Medicina General Integral. Especialista de I Grado en Higiene y Epidemiología. Instructor.
2 Especialista de I Grado en Microbiología. Aspirante a Investigadora.

Indice Anterior Siguiente