Indice Anterior
Rev Cubana Farm 1998;32(3):211-2
Formato .PDFFormato .PDF

Farmacodivulgación

Algunos de los efectos adversos más comunes en los niños y medicamentos más probables que los causan

Efecto adverso  Fármaco o grupos de fármacos
Acné Corticosteroides
Agresión Anfetaminas, esteroides anabólicos, anticonvulsivos
Alucinaciones Efedrina y seudoefedrina, antihistamínicos, metilfenidato
Asma broncoespasmos Aspirina, AINE, propanolol
Ataxia Benzodiacepinas, carbamazepina, fenitoína, y otros anticonvulsivos 
Bloqueo cardíaco Digoxina
Candidiasis Antibacteriano de amplio espectro, esteroides inhalados
Constipación Hierro, analgésicos opiáceos
Cushingoidismo Corticosteroides
Depresión respiratoria Opiáceos, sedantes e hipnóticos
Diarrea Antibacterianos de amplio espectro, hierro, laxantes
Disfunción renal Aminoglucósidos, frusemida
Exantema Casi todos los medicamentos
Gingivitis Medicamentos con sucrosa
Hiperglusemia Corticosteroides; frusemida y tiacidas, adrenalina
Hipertrofia de las encías Fenitoína
Hipopotasemia Agonista B2, coticosteroides, diuréticos
Hirsutismo Corticosteroides, minoxidil, fenitoína
Insuficiencia hepática Aspirina (síndrome de Reye), valproato sódico
Irritabilidad Teofilina y otros broncodilatadores
Kemícterus Sulfonamidas
Linfadenopatía Anticonvulsivos
Lupus erimatoso sistémico Anticonvulsivos, hidralacina, isoniazida
Malestar gástrico Hierro, AINE
Náuseas Todos los medicamentos por vía oral
Nistagmo Anticonvulsivos
Psicosis Corticosteroides, metilfenidato
Reacciones extrapiramidales Haloperidol, metoclopramida, fenotiacinas
Síndrome de Reye Aspirina
Síndrome gris del recién nacido Cloranfenicol
Somnolencia Anticonvulsivos, antihistamínicos
Sordera Aminoglucósidos, ácido etacrínico, frusemida
Supresión del crecimiento Corticosteroides, metilfenidato
Temblores Antihistamínicos, anfetaminas, metilfenidato
Tinnitus Aminoglucósidos, aspirina
Vómitos Casi todos los medicamentos por vía oral 

Nota: Los ensayos farmacológicos con niños presentan dificultades de índole ética que a menudo impiden que los fabricantes obtengan una licencia (permiso de venta) para usar un medicamento específicamente en niños. Los pediátras tienen que usar productos formulados para adultos apartándose de las instrucciones de la ética. Dicho uso no debe impedir que los médicos (y los farmacéuticos) notifiquen reacciones adversas presuntas. Estos informes son más importantes aun cuando se dispone de poca información adicional.

Tomado de: Medicamentos y Terapéuticas 1998; 17(1):36-9

Indice Anterior