Indice Anterior Siguiente
Rev Cubana Hematol Inmunol Hemoter 1997;12(1)
Instituto de Hematología e Inmunología, Ciudad de La Habana, Cuba

Estudio de la transaminasa glutámico-pirúvica sérica y detección de anticuerpos anti-virus de la hepatitis C en donantes de sangre

Dra. Renée González Sampedro, Lic. René Rivero Jiménez y Dr. Porfirio Hernández Ramírez

RESUMEN

Se estudió la transaminasa glutámico-pirúvica sérica en 3 744 donantes de sangre. En el 0,93 % se hallaron valores elevados. Se comparó la prevalencia de anticuerpos contra el virus de la hepatitis C en un grupo de donantes con la transaminasa normal y aumentada. Las determinaciones de seroprevalencia de anticuerpos se realizaron por 2 métodos de inmunoensayo enzimático: uno de la firma Ortho y el otro del Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología/Empresa "Finlay", de Cuba. No se encontró diferencia significativa al comparar ambos métodos, excepto en la prevalencia de anticuerpos entre donantes con la transaminasa normal y elevada, determinada por este último método, con una p < 0,05. Se senaló la utilidad de determinar esta enzima en el control habitual de la sangre posdonación.

Palabras clave: ALANINA AMINOTRANSFERASA/sangre; ANTICUERPOS ANTIHEPATITIS/inmunología; VIRUS DE LA HEPATITIS C/inmunología; DONADORES DE SANGRE; ELISA.

INTRODUCCION

Las hepatitis virales no-A, no-B son causadas principalmente por 4 virus diferentes por su biología y su morfología. Existen 2 tipos de hepatitis: la del tipo I en la hepatitis esporádica, como la transmitida por el virus de la hepatitis C (VHC) y las del II corresponden a un tipo epidémico de hepatitis y son producidas por virus más pequeños.1 El VHC se transmite por la vía parenteral y se considera responsable de aproximadamente el 85 % de las hepatitis postransfusionales no-A, no-B.2 La infección debida a este virus es habitualmente persistente, con un período de incubación prolongado de 2 a 3 meses y aunque menos de la tercera parte de los sujetos afectados presentan manifestaciones clínicas, se ha demostrado que en el 50 % de los pacientes infectados se encuentran niveles elevados o fluctuantes de transaminasa glutámico-pirúvica sérica (TGP) durante meses o años, con una evolución hacia la hepatitis crónica activa o hacia la cirrosis hepática en el 20 % de éstos.3 El genoma de este agente fue clonado, lo que permitió desarrollar distintas técnicas para detectar anticuerpos (Acs) contra las proteínas virales, basadas en métodos recombinantes. El primero con licencia comercial que detecta Acs contra la proteína no estructural C100-3 y utiliza un sistema de inmunoensayo enzimático sobre fase sólida (ELISA), fue el de la Ortho Diagnostic Systems INC, E.U.A.4 En el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología y la Empresa de Productos Biológicos "Carlos J. Finlay" (CIGB/EF) de Cuba, se desarrolló un sistema ELISA que permite detectar Acs tipo IgG anti-proteínas nucleares del VHC en suero o plasma humano. Existen también pruebas confirmatorias, tales como la inmunotransferencia recombinante (RIBA) y otras de segunda generación que incluyen antígenos recombinantes adicionales, ya que pueden aparecer reacciones falso positivas o puede ocurrir que un donante con un resultado indeterminado esté realmente infectado por el VHC.5 Además, aunque se utilicen combinaciones de varios métodos, no se detecta el 12 % de los donantes infectados, lo cual puede deberse a:
  1. Muestras infectantes recogidas durante el período de "ventana" entre la exposición y la seroconversión.
  2. Respuesta humoral reducida en individuos inmunocomprometidos.
  3. Variantes del VHC que produzcan Acs que no reaccionan con los antígenos habitualmente disponibles en los ensayos, por ejemplo, variantes de las secuencias extremas del VHC, descritas como K2 o tipo 3 del VHC, pues este virus se ha clasificado en 3 tipos principales denominados 1, 2 y 3, según el análisis filogenético de las secuencias de una región del DNA relativamente bien conservada, la (5'NCR) y la NS-3 y NS-5, los cuales presentan una distribución diferente en las poblaciones estudiadas.6
En Cuba se han realizado varios estudios sobre la seroprevalencia de Acs anti-VHC en donantes de sangre y en grupos con alto riesgo.2,4 En la mayoría de ellos se han utilizado los 2 métodos de ELISA ya mencionados, por lo que el objetivo de este trabajo es presentar un estudio comparativo realizado con ambas técnicas. Por otra parte, se ha comprobado que los donantes con 2 ó 3 desviaciones estándar por encima del valor medio de la TGP sérica tienen una seroprevalencia de Acs anti-VHC 9 veces superior a la de los donantes con TGP normal,7 por lo cual se estudió esta enzima sérica en los donantes de sangre.

MATERIAL Y METODO

El valor de TGP de 20 u/L, se consideró como límite superior normal.

Para el análisis comparativo se utilizó el método de X2:

Para la cuantificación de estos Acs se utilizó un lector de tiras de micro-ELISA Organon Tecknika con filtro de 492 nm. Se consideraron positivas las muestras según los valores de corte de cada método: el promedio de las lecturas de los controles negativos multiplicado por 1,8 para el del CIGB/EF, y el promedio de los controles negativos más 400 en el Ortho. Todos los casos con valores iguales o superiores a los de corte se repitieron por triplicado antes de considerarlos positivos.

RESULTADOS

TABLA. Comparación de la prevalencia de Acs anti-VHC entre donantes de sangre con TGP < 20 u/L y TGP < 20 u/L determinada por 2 métodos ELISA

 

Método
 
 
CIGB/EF
ORTHO
 
Donantes 
N
Acs
%
N
Acs
%
X2
TGP < 20 u/L 
105
4
3,81
105
1
0,95
1,84*
TGP < 20 u/L 
114
13
11,40
126
7
5,55
2,67*
X2 4,40** 3,63*
* No significativo.
** Significativo para p < 0,05.

DISCUSION

Los resultados de la seroprevalencia de Acs anti-VHC son similares a los observados en otros estudios realizados en los 2 donantes de sangre cubanos.4

Ambos métodos: Ortho y CIGB/EF, se pueden utilizar indistintamente, si bien este último mostró mayor sensibilidad en el estudio comparativo entre los donantes con la TGP normal y elevada, tal vez debido a los antígenos específicos que contiene.

La prevalencia de Acs anti-VHC, 7 a 10 veces mayor en los donantes con TGP elevada comparados con aquéllos que presentan esta enzima normal, es también similar a los datos comunicados por Lin et al.7 Sin embargo, otros autores han señalado que los donantes con estos Acs, aunque se mantenían asintomáticos, presentaban aproximadamente el 60 % de la TGP por encima de los límites normales, pero esencialmente en los casos positivos para la RNA PCR (amplificación del RNA del VHC) y además plantearon diferencias asociadas con los distintos genotipos de este virus: aunque el tipo 2 podía causar una enfermedad más intensa y con poca respuesta a la terapia con el interferón, el tipo 3 fue el que presentó el porcentaje mayor de casos con TGP elevada (83 %), lo que indicó que este serotipo está asociado con un daño hepático mayor.6

Como existen diferencias poblacionales en la distribución de los tipos de este virus, sería interesante determinar los más frecuentes en nuestro medio, así como realizar algunas técnicas confirmatorias, ya que esa tipificación es de importancia clínica y evidentemente sólo en los casos positivos confirmados se elevan los valores de TGP, lo cual está de acuerdo con nuestros resultados (sólo el 11,40 % con la TGP aumentada en los donantes con Acs anti-VHC), ya que con ambos métodos utilizados, se pueden observar con cierta frecuencia falso positivos.

De lo expuesto se deduce que esta enzima es un marcador importante de la hepatitis C y su determinación es muy conveniente cuando no se dispone de ensayos confirmatorios.

Además, teniendo en cuenta los casos anteriormente mencionados, en los que no es posible detectar los Acs anti-VHC así como la característica de esta enfermedad de cursar durante cierto tiempo asintomática, pero con la TGP alterada, se justifica aún más el estudio de la TGP en el control habitual de la sangre posdonación.

AGRADECIMIENTOS

Se agradece al Lic. Guillermo Padrón, investigador del Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología, la donación de los estuches CIGB/EF para la detección de Acs anti-VHC, y la colaboración de las técnicas Irene Ramos y Rosa Manes, del Banco Municipal 10 de Octubre.

SUMMARY

Serum glutamic-pyruvic transaminasa was studied in 3 744 blood donors. In 0.93 of them values were found to be high. The prevalence of antibodies to hepatitis C virus was compared in a group of donors presenting with normal and increased transaminase values. Seroprevalence determinations of antibodies were performed by two methods of immunoenzymatic assays: 1 from Ortho firm and the other from the "Finlay" Center of Genetic Engeneering and Biotechnology, Cuba. No significant difference was found when comparing both methods, except regarding prevalence of antibodies among donors presenting with normal and increased transaminase levels, determined by the latter method, with p 0.05. The usefulness of determining this enzyme in the usual control of postdonation blood is pointed out.

Key words: ALANINE AMINOTRANSFERASE/blood; HEPATITIS ANTIBODIES/immunology; HEPATITIS C VIRUSES/immunology; BLOOD DONORS; ENZYMELINKED IMMUNOSORBENT ASSAY.

 

 REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

 

Caruso L, Trischitta C, Rusello M, Ardita G, Cristaldi R, Tropeano L. Hepatitis C virus antibodies in different ages of life. Arch Gerontol Geriatr 1991;2:511-4.

Rivero RA, Yamaguchi K, Góngora M, Hidalgo Gato R, Almagro D, Hernández P, et al. Prevalencia de anticuerpos contra el virus de la hepatitis C en pacientes cubanos. Rev Cubana Hematol Inmunol Hemoter 1993;2:127-30.

Bradley DW, Beach MJ, Purdy MA. Recent developments in the molecular cloning and characterization of hepatitis C and E viruses. Microbiol Pathogen 1992;12:391-8.

Rivero RA, Yamaguchi K, Hidalgo Gato R, Martínez M, Hernández P, Ballester JM. Detección de anticuerpos contra el virus de la hepatitis C en donantes de sangre cubanos. Sangre 1992;4:301.

Hyland CA, Kearns S, Young IF, Battistuta D, Morgan CL. Predictive markers for hepatitis C antibody ELISA specificity in Australian blood donors. Transfus Med 1992;2:207-13.

McOmish F, Chan SW, Dow BC, Gillon J, Frame WD, Crawford RJ, et al. Detección of three types of hepatitis C virus in blood donors: Investigation of Type-Specific. Differences in serologic reactivity and rate of alanine aminotransferase abnormalities. Transfusion 1993;33:7-13.

Lin CK, Chu R, Li KB, Leong S. A study of hepatitis C virus antibodies and serum alanine amino transference in blood donors in hong kong chinase. Vox Sang 1992;62:98-101.

 

Recibido: 5 de mayo de 1995. Aprobado: 10 de mayo de 1995.

Dra. Renée González Sampedro. Instituto de Hematología e Inmunología. Apartado 8070, CP 10800, Ciudad de La Habana 8, Cuba.

 

Indice Anterior Siguiente