Indice Anterior Siguiente

La Batalla de Santa Clara*

Por el
Dr. Oscar Fernández Mell **

Con este título, trataremos de explicar los aspectos militares de esta acción con la cual se consolidaba la principal misión que había sido encomendada a la Columna Núm. 8 "Ciro Redondo" en la orden del Comandante en Jefe a su salida de la Sierra Maestra, que consistía en batir incesantemente al enemigo en el territorio central de Cuba e interceptar hasta su total paralización los movimientos de tropas enemigas por tierra desde Occidente a Oriente. Decimos que se consolidaba, debido a que ya se habían tomado y estaban en nuestro poder las principales vías de comunicaciones en el territorio de la provincia de Las Villas.

La carretera central se encontraba obstruccionada por la destrucción del Puente Falcón (de difícil reparación por cuanto había que utilizar equipos pesados y hacer un verdadero despliegue de fuerzas para protegerlo de futuras acciones, aparte de que era muy difícil vadear el río) además se tenían tomados los pueblos de Placetas, Cabaiguán y Sancti Spiritus, todos éstos enclavados en dicha vía central.

El Circuito Sur en el cual, estando Sancti Spiritus en nuestras manos, se hacía imposible su utilización, ya que una vez fuera de Cienfuegos o Trinidad, estarían a merced de nuestras emboscadas.

El Circuito Norte tampoco podía ser utilizado, ya que las fuerzas de la Columna Núm. 2 "Antonio Maceo" al mando del inolvidable Comandante Camilo Cienfuegos se habían apoderado del mismo tras tenaces combates y el único reducto enemigo de importancia que se hallaba en esa dirección, era Yaguajay, que para esta fecha se encontraba sitiado y atacado exitosamente por Camilo.

Todo esto forma parte de un plan que se va madurando a través de los combates efectuados por el Ejército Rebelde, conversaciones entre Camilo y el "Che" ya personales, ya a través de radio como la sostenida entre ambos el día 9 de diciembre donde Camilo le dice que va a atacar a Santa Clara, con 700 escopeteros y "Che" le plantea que eso es un asunto de él.

La situación para el régimen se hacía más precaria a medida que transcurrían los días, y sobre ésta da cuenta el propio Comandante Ernesto "Che" Guevara cuando en una entrevista hecha al mismo a través de una emisora de radio dice, refiriéndose a la situación existente:

"Creo que estamos al borde de un colapso. Si factores ajenos a la nación intervienen, quizás se mantenga algo. De todas maneras, las fuerzas populares son tan grandes, que el colapso es inevitable. Estimo que el factor intervencionista en este momento no debe producirse por el amplio espíritu revolucionario de todo el pueblo cubano".

La toma de Santa Clara culminaba todo un Plan Operativo perfectamente estudiado por "Che" y sobre el cual se había estado trabajando y llevando a la práctica desde el mismo día en que llegamos al Escambray. Así lo demuestra la destrucción del Puente Falcón, casi un mes antes de la toma de Santa Clara, acción que imposibilita al enemigo maniobrar en la dirección oriental de la provincia y que a la vez permitía ir tomando pueblo por pueblo hasta llegar a aislar a la capital de la provincia del resto de la Isla. Una vez sitiada, ir atacando y tomando los puntos más débiles en la periferia, hasta llegar al cerco del objetivo militar más importante, el Regimiento Núm. 3 GR "Leoncio Vidal".

Con la toma de Santa Clara se obtenía el control político, administrativo y militar de toda la provincia de Las Villas, y todos los traslados de tropas hacia Oriente tenían que hacerse por vía aérea para lo cual harían falta una considerable cantidad de aviones, de los cuales el régimen no disponía.

Por lo demás, la dictadura, ya muy débil no podría ocultar los éxitos del Ejército Rebelde y por ende, su repercusión nacional e internacional, ya que se trataba de la Capital de una provincia enclavada en el centro de la Isla y que por otra parte, el grueso de las tropas, las tropas rebeldes al mando de nuestro Comandante en Jefe, combatía con éxito en todo el territorio de Oriente.

Para nosotros era necesario actuar con mucha rapidez e iniciativa a fin de no dar tiempo a que el enemigo se repusiera e impedir que los yanquis que se cubrían con la hoja de parra de la "no intervención", pudieran en cualquier momento hacerlo para salvar la nave a la deriva. (La intervención en 1895 y más recientemente la intervención armada en la República Dominicana, confirma esta opinión)

Las palabras del "Che" acerca de una intervención imperialista en Cuba no carecían de base, pues en reiteradas ocasiones, tanto Radio Rebelde, por boca del Comandante en Jefe Fidel Castro, como por las palabras del propio "Che" Guevara y los cables extranjeros, hablaban de la posibilidad de tal intervención. Además esto era lo tradicional en la historia de los pueblos de la América Latina.

Para tomar Santa Clara, el Comandante Guevara pensaba que sería necesario un mes de lucha; esta opinión la expresó en la mañana del día 28 de diciembre, en las afueras de la ciudad, en desigual combate con las fuerzas del enemigo apoyadas por tanquetas, donde hubieron de caer los primeros cuatro combatientes.

Desde el día 24 de diciembre "Che" le ordenó al Comandante Bordón llevar a cabo la destrucción del puente sobre el río Sagua y evitar que llegaran refuerzos de Matanzas, así como que obstruyera la Carretera Central y pusiera emboscadas; mientras tanto, se atacaban y tomaban Remedios y Caibarién.

Como resultado de estas dos últimas acciones, las fuerzas enemigas que se hallaban en Camajuaní, se retiran hacia Santa Clara. Todo estaba listo para el asalto a la capital de la provincia.

El enemigo se había concentrado en los edificios más dominantes y sólidos, constituyendo puntos y posiciones de resistencia muy fuertes unos y otros más débiles, pero unidos todos a través de medios de comunicaciones y enlaces y con Unidades de reservas para reforzarse mutuamente y que a la vez le permitían mantener el control administrativo, político y militar de la ciudad.

Fig. 8. Cmdte. Dr. Oscar Fernández Mell.

-El Regimiento Núm. 3 GR "Leoncio Vidal" contaba con alrededor de 1300 hombres, así como con tanques y tanquetas, compuesto por Compañías y Unidades de reserva que con las Unidades Blindadas podían salir a reforzar cualquier punto de la ciudad que fuera atacado.

-La Estación de Policía contaba con alrededor de 300 hombres entre policías, soldados de refuerzos, chivatos y otros elementos adictos a la dictadura con dos tanques Cometas y dos tanquetas, estas junto con infantería, tenían también la misión de reforzar cualquier punto atacado por las fuerzas rebeldes.

-El Escuadrón Núm. 31 GR con alrededor de 250 hombres y dos tanques y dos tanquetas.

-El Aeropuerto con 80 hombres (una Compañía) y 40 hombres en la Clínica "Marta Abreu" con la misión de defender dicho objetivo.

-El Gobierno Provincial con alrededor de treinta hombres.

-El Gran Hotel con alrededor de doce hombres del Servicio de Inteligencia Militar (SIM), con misión de francotiradores.
-El Cuartel de los Caballitos sobre 20 ó 30 hombres respectivamente.

La Audiencia y Cárcel Provincial con 30 y 20 hombres respectivamente.

El tren blindado que contaba con 380 hombres entre clases y soldados y 28 oficiales que se hicieron fuerte en la Loma de Capiro y en el propio tren.

Como podemos apreciar; el enemigo contaba con alrededor de 3,000 hombres (teniendo en cuenta las tropas que se retiraron de Fomento, Cabaiguán, Placetas, Camajuaní y Remedios y que hubieron de refugiarse en el Regimiento), perfectamente armados con fusiles automáticos, abundante parque, ametralladoras ligeras y pesadas, bazookas y morteros, alrededor de 10 tanques y 12 tanquetas, fuertemente atrincherados y además con el apoyo de la aviación, que causó enormes estragos principalmente entre la población civil. Pero cometió el grave error de refugiarse dentro de la ciudad. Si el enemigo hubiera organizado la defensa de ésta, apoyándose en las elevaciones dominantes y fortificadas de la Loma de Capiro y en las que se hallan al sur de la misma, al Ejército Rebelde le hubiera llevado más tiempo más numerosas.

Pero era tan grande su desmoralización, que esa táctica elemental no fue ni siquiera propuesta y por otro lado vemos al "flamante" plan de defensa del Regimiento, aprobado por el Coronel Hernández, MMNP, Jefe del Regimiento, aprobado por el Estado Mayor de Columbia, Tabernilla, Robaina, Díaz Tamayo, Río Chaviano1 etc. y ejecutado por el Coronel Casillas Lumpuy, que había sustituido a este último en el mes de diciembre.

Veamos cuál era la situación nuestra para la fecha del 27 de diciembre de 1958.

Nosotros disponíamos con alrededor de 300 hombres fogueados la gran mayoría en los combates ya librados en el territorio de Las Villas y bien armados, producto de las armas tomadas en Fomento, Cabaiguán, Guayos, Placetas, Remedios y Caibarién.

Además, dominábamos todas las comunicaciones terrestres al Este de la provincia, contábamos con muy buena información por parte de la clandestinidad y una gran moral combativa.

El día 27 de diciembre a las 23:00 ó 24:00 horas, estaba formada la columna en Placetas. Al parecer "Che" tenía información de los puntos más importantes donde se encontraba el enemigo, aunque no de todos y por lo tanto había que explorar, misión que cumple el Capitán Acevedo desde Camajuaní por la carretera de este pueblo a Santa Clara, llegando a la Estación Retransmisora CMQ a las 06:00 del 27 de diciembre donde se posesionan como avanzada y avisan de su situación al grueso de las tropas.

Otra parte constituida fundamentalmente por el DR-13 de Marzo, al frente de la cual se hallaban Cubelas, Abrantes y Dreke y con el refuerzo más tarde del Capitán Miguel Álvarez con su pelotón de nuestra comandancia, avanza por la carretera de Manicaragua con la misión de atacar el Cuartel No. 31 GR y los Caballitos.

El grueso de la columna ya formada en Placetas lo haría por el Camino de La Vallita para entrar por la carretera de Camajuaní a Santa Clara.

Una vez dada la idea de cómo se realizó la marcha hacia la ciudad, vamos a relacionar aproximadamente nuestras fuerzas y medios.

En total sumaban unos 400 y tantos hombres bien armados con fusiles automáticos y semiautomáticos (Garand, Carabinas M-1,M-2, Springfield, algunas ametralladoras calibre 30.06 y una bazooka en mal estado que la mantenía el "Che" de reserva).

Más tarde, cuando se captura el tren blindado nuestro arsenal se enriquecía con 6 bazookas (de las cuales se le envía una a Camilo para el combate de Yaguajay), 5 morteros de 60 mm, 14 ametralladoras calibre 30; 38 fusiles automáticos calibre 30 (Browning); 308 carabinas M-1 y Garand; un cañón AA calibre 20 mm y una ametralladora calibre 50 AA.

Con parte de este armamento, se terminó de equipar el contingente de Caballete de Casa reserva del Comandante Guevara que se hallaba en camino hacia la ciudad de Santa Clara para reforzar a las tropas que atacaban la misma.

Jugó un papel importante en la rendición del Tren Blindado (golpe extraordinariamente desmoralizador para el enemigo) al estar éste compuesto por tropas que habían caído prisioneras en la Sierra Maestra, y que conocían a muchos de los combatientes de nuestra columna.

Además, se contaba con un apoyo que fue fundamentalmente durante toda la batalla; la cooperación por parte de la población de la ciudad que mantenía constantemente informada a las fuerzas rebeldes obstruccionaba las calles a fin de impedir el movimiento de los tanques y tanquetas, llevaba a cabo la fabricación de cócteles Molotov, ayuda médica, abastecimiento en víveres y comida para las fuerzas atacantes, etcétera.

Ya sobre la ciudad, los pelotones de Alfonso Zayas, Guile y una parte de la vanguardia, atacan al enemigo que se hallaba atrincherado en la Loma de Capiro, y que formaba parte de las tropas del tren blindado. Mientras tanto, los pelotones del Vaquerito, Acevedo y Alberto Fernández avanzan hacia el mismo centro de la ciudad. El primero ataca la Estación de Policía, el segundo la Cárcel y la Audiencia y el último el Gran Hotel (Cloris)

Por el sur de la ciudad avanzan las tropas del DR-13 de Marzo y el Pelotón de Miguel Álvarez para atacar el Escuadrón No. 31 y el Cuartel de los Caballitos.

Por otra parte, el Comandante Víctor Bordón que se hallaba a varios kilómetros al oeste de Santa Clara, atacó las fuerzas que defendían el puente sobre el río Sagua y al no poderlo ocupar por la resistencia ofrecida por el enemigo y las bajas sufridas se dirigió al pueblo de Santo Domingo que conquistó al atardecer del día 26. En la noche del mismo día tiene que retirarse ante la llegada de fuerzas superiores que habían salido desde Santa Clara al mando del Coronel Casillas Lumpuy. No obstante, la Carretera Central queda obstruccionada para evitar el refuerzo desde Matanzas. Para ello, se soldaron carros de ferrocarril al cruce por dicha carretera en el Central Washington y se situaron emboscadas que más tarde rechazaron el mencionado refuerzo.

El 29 es desalojado de la Loma de Capiro el enemigo y éste se retira hacia el tren, el cual se descarrila en el lugar donde "Che" anteriormente había ordenado la destrucción de las líneas ferroviarias y donde después de tenaz combate es obligado a rendirse en horas de la tarde de ese mismo día.

El pelotón de Zayas entra entonces en la ciudad con el objetivo de atacar el Gobierno Provincial, al mismo tiempo que cierra las calles para impedir el avance de los tanques e infantería en dirección a la Estación de Policía, Gran Hotel y Cuartel No. 31 GR, ya que "Che" había ordenado a todas las tropas rebeldes la obstrucción sistemática de las calles para aislar los puntos ocupados por el enemigo unos de otros y de esta forma inmovilizar a los tanques, tanquetas y unidades de reserva.
La vanguardia refuerza al Vaquerito.

Así, queda aislada la Estación de Policía y el Regimiento, lugar donde se hallaban los contingentes más fuertes del enemigo que al no poder reforzar los demás puntos de la ciudad, se fueron rindiendo lenta y progresivamente, el Cuartel de los Caballitos y el Gobierno Provincial que caen el día 30 y el Escuadrón 31, la Cárcel y la Estación de Policía el día 31. Las fuerzas enemigas que se hallaban en la Audiencia y el Gran Hotel continúan su resistencia, rindiéndose en la mañana del día primero así como el aeropuerto, que aunque no fue atacado, se rindió también.

Se instalaron en la Universidad Central y posteriormente en el edificio de Obras Públicas, el Hospital y en la Clínica "Centro Médico". El mando de las fuerzas rebeldes lo llevaba "Che" a través de enlaces y personalmente en los lugares donde se efectuaban las acciones combativas.

Ya para el día 1ro. de enero, estaban todas las condiciones creadas para sitiar el Regimiento y es entonces cuando "Che" en la mañana de ese mismo día, comisiona al Capitán Rodríguez de la Vega, para ir a entrevistarse con el Coronel Hernández, Jefe del Regimiento y demandar la rendición de Santa Clara. Hechas todas las gestiones, éste regresa con el Comandante Fernández, ya que el mismo deseaba hablar personalmente con "Che". Encerrados en un cuarto de la Comandancia Rebelde el Comandante Fernández intenta convencer a "Che" de que debe permitirse una prolongación de la tregua, que en La Habana se ha formado un gobierno provisional y que el General Cantillo se ha hecho cargo de la Jefatura del Ejército, etc., "Che" escucha sin inmutarse al jefe enemigo y le contesta:
-"Mire, Comandante, mis hombres ya hablaron por esta Comandancia. La cuestión es o rendición incondicional o fuego, pero fuego de verdad, sin ninguna tregua, ya la ciudad está en nuestras manos. A las 12:30 doy la orden de reanudar el ataque con todas nuestras fuerzas y tomaremos el Cuartel al precio que sea necesario. Ustedes serán responsables por la sangre derramada. Además, ustedes deben saber que hay posibilidades de que el Gobierno de los Estados Unidos intervengan militarmente en Cuba y si es así el crimen de ustedes será mayor porque apoyarán a un invasor extranjero. Para esa oportunidad sólo nos queda darles una pistola para que se suiciden, pues conociendo esto serían reos de alta traición a Cuba."

El Comandante Fernández, al oír las palabras finales del Jefe guerrillero pide reunirse nuevamente con el Coronel Hernández y su Estado Mayor, para conferenciar y dar contestación al planteamiento de "Che" antes de las 12:30 p.m. El Coronel Hernández opina que todo está perdido y se acoge a la rendición incondicional propuesta por "Che" y manifiesta su confianza en el honor del mando revolucionario.

El camino hacia la Capital de la República quedaba despejado y el Comandante en Jefe desde la heroica provincia oriental, ordenaba a la Columna No. 2 "Antonio Maceo" marchar sobre Columbia y la Columna No. 8 "Ciro Redondo", tomar la fortaleza de La Cabaña.

En este artículo hemos tratado de analizar la conquista de Santa Clara en su aspecto militar-revolucionario, ya que esta batalla puso claramente de manifiesto el avance que logró el Ejército Rebelde en el dominio de la guerra de guerrillas como lo demuestra el hecho de que una acción que se calculaba alrededor de un mes para ejecutarla, se llevó a cabo en sólo cinco días.

Resalta en esta batalla el genio militar del Comandante Ernesto Guevara.

La planificación del ataque a Santa Clara se realizó previendo todos los aseguramientos que permitieran garantizar el éxito a las tropas rebeldes. El estudio de esta operación nos enseña cómo se fueron creando las condiciones para asaltar este bastión de la tiranía batistiana de la parte central de nuestra Isla.

Bajo el ímpetu del Ejército Rebelde cayeron consecutivamente las diferentes guarniciones mercenarias que defendían los poblados en los accesos orientales y dos puntas de lanza avanzaban por el centro y norte de la provincia de Santa Clara. La previsión militar del Comandante Guevara, sus condiciones de dirigente militar, se ponen de manifiesto cuando decide volar el Puente Falcón a 17 Km al este de la ciudad de Santa Clara.

¿Qué significado tenía esta acción en la operación cuando aún no estaban tomadas las ciudades de los accesos cercanos a la Sierra del Escambray?

Las fuerzas principales de las tropas batistianas en la región villareña no tendrían posibilidades de recibir refuerzos, principalmente mecanizados, desde la parte occidental de la Isla cuando las intenciones del mando del Comandante Camilo Cienfuegos y por el Comandante Guevara en el centro y sur de la provincia, se cerrarían más rápidamente al oeste de la ciudad de Santa Clara.

Aisladas las tropas mercenarias y con sólo la posibilidad de recibir limitadamente por aire refuerzos y abastecimientos, las fuerzas rebeldes atacarían los centros de resistencia fundamentales dentro de la ciudad.

La conquista de la ciudad de Santa Clara y, por ende, de toda la provincia representaba:

a) apoderarse del centro político-económico-social principal de la provincia creando una situación de caos nacional en el Gobierno, que la tiranía no podría ocultar ni al pueblo de Cuba ni a la opinión pública mundial;

b) derrotar las fuerzas principales de la tiranía batistiana en la región central del país con la consiguiente captura de gran cantidad de armamentos, municiones y medios para armar nuevas unidades del Ejército Rebelde y al pueblo y crear reservas en las montañas del Escambray para continuar la ofensiva o consolidar el triunfo de las tropas rebeldes en la provincia;

c) impedir el movimiento por tierra de tropas de la dictadura hacia la provincia de Oriente y cooperar con el grueso de las fuerzas del Ejército Rebelde a culminar el dominio total de la región oriental;

d) crear las condiciones para impedir la posible intervención del imperialismo norteamericano con el objeto de frustrar o desvirtuar el triunfo popular.

La voladura del Puente Falcón y el de Calabaza en la línea central del ferrocarril, más otros menos importantes y las acciones de las columnas bajo el mando de los Comandantes Camilo y "Che" Guevara no son hechos aislados ni casuales, sino que están enmarcados dentro de la operación ofensiva del Ejército Rebelde en la provincia villareña y cuya culminación es la toma de la capital de la provincia.

El plan de ataque a la ciudad de Santa Clara y el éxito de la operación fueron el resultado de la apreciación objetiva de las posibilidades enemigas y las fuerzas propias así como de la situación internacional e histórica de América donde no se descartaba la posibilidad de la intervención imperialista que alargaría la lucha. En dicha apreciación del desarrollo de la guerra de liberación, jugaba el papel principal el apoyo del pueblo al movimiento revolucionario en toda la Isla y en particular de la región de Las Villas.

La estatura de conductor militar revolucionario del Comandante Guevara, su recia personalidad de guerrillero con claras concepciones del combate que permitían combinar la táctica de guerrillas con la de la guerra regular y el estudio y conocimiento profundo del enemigo, hicieron posible que derrotara a fuerzas muy superiores y mucho mejor equipadas con apoyo de tanques y aviación y tomara rápidamente una ciudad en un tiempo de combate que es sumamente complejo en cualquier situación y época.
La decisión del Comandante en Jefe de llevar la guerra de liberación hacia la parte occidental del país, tenía el objetivo de derrotar rápidamente al ejército mercenario de Batista e impedir la intervención norteamericana. El ritmo de ofensiva de las tropas del Ejército Rebelde y la toma en corto plazo de la ciudad de Santa Clara (cinco días) demostró que el Comandante Guevara supo interpretar fielmente la idea del Comandante en Jefe sobre los objetivos políticos de la Revolución y de la guerra de liberación y perfectamente determinar su papel y misión en la ofensiva hacia el occidente del país.

PLAN ALT "A"
OPNS "IGUARA"

SECRETO
JEF.REGTO.3 GR "L.VIDAL"
STA.C.21OCT.1957

MAPAS: Plano de la Ciudad de Santa Clara, escala aproximada 1:6000
Situación General
a) Fuerzas enemigas
1. El enemigo cuyo efectivo se desconoce puede atacar a la hora X del día H por tierra, por aire o por ataque combinado.
b) Fuerzas amigas
1. Podemos contar con las Fuerzas del Distrito Naval del Sur de la Marina de Guerra.

1. Misión

a) Nuestra misión es repeler el ataque enemigo, perseguirlo, capturarlo o destruirlo.

b) 1) La Co. Fus ocupará y defenderá el Sector No.2 cuya LPR se extiende desde el Campo de Tiro de Revólver hasta la Posta No.3 de este Pto. continuado por el No. por el fondo de las casas de Alists. Hasta el frente de la calle San Pedro. La Co. Jef. ocupará y defenderá el Sector No.3, cuya LPR se extiende desde el frente de la Calle San Pedro por el fondo de las casas de alists, por el O a todo lo largo de la muralla, pasando por el fondo del edificio de la Clínica-Hospital hasta la Posta No.6. La Co. Serv. Ocupará y defenderá el Sector No.1 cuya LPR se extiende desde la Posta No.6, a todo lo largo de la muralla pasando por la cochiquera del Pto. hasta el Campo de Tiro de Revólver.

2. La LPR estará constituida por las cercas del Pto.

1) El JPA de la Co. Fus dispondrá el emplazamiento de las máquinas en el lugar que indique el J Pto. Mando.

3. Instrucciones especiales

a) El personal de la BMús se presentará JSSSM.

b) El J. Secc PN y el J. Esc. No.31 GR, mantendrán la mayor cantidad de personal posible en sus respectivas Jefaturas para cumplimentar cualquier O emitida por el Jef. del mando. Dispondrán la ocupación de los puntos clave de la Cdad. estableciendo vigilancia en las vías de acceso al Pto. "Gen. Monteagudo", y cerrando el tránsito de las mismas.
c) La reserva estará compuesta por la Co. "I" SME y el personal de PN que presta servicios en este Pto. estará ubicada en la barranca de Co. "I" SME. Su misión será perseguir y capturar o destruir al enemigo de acuerdo con los O's del JPto.Mando.

4. Instrucciones generales

1) Al oír la señal de alarma todo el personal se presentará en sus respectivas Udes., formando dentro de los locales de las mismas y estableciendo Ptos. de vigilancia en sus respectivos sectores.

2) El personal de la SComones, los choferes y los electricistas se presentarán al Pto. de Mando.

3) En caso de ataque al Pto. los J. Udes. ordenarán la ocupación de los puntos críticos de sus respectivos sectores, actuando agresivamente contra el enemigo.

4) En caso de ataque aéreo se apagarán las luces y las Udes. ocuparán sus respectivos sectores. La reserva ocupará su abrigo.

5) Detalles administrativos

a) Los vehículos disponibles se situarán en la Jef. Rgto., protegidos por el edificio de dicha Jef. abastecidos de combustible y con sus dotaciones respectivas, listos para salir a cualquier eventualidad.

b) Las Udades. serán abastecidas por sus respectivos Cteles. Mtres. y Co., y éstos a la vez por el S-4 Rgto., estando el Pto. de abastecimiento en el Cpo. de Gdia del Pto.

c) El JSSSM organizará y establecerá los Ptos, de 1ros. Auxilios necesarios de acuerdo con las circunstancias.

d) La Alimentación de la tropa se llevará a efecto en virtud de O del Jto. Mando de acuerdo con las circunstancias del momento.

6) Comunicaciones y Puesto de Mando

a) Los Os. serán transmitidos por los Telefs. del Pto. Micro-ondas o mensajeros. El JSComones mantendrá los mismos, utilizando el equipo y el personal necesario.

b) Inmediatamente de ocuparse los sectores respectivos por los J. Udades., establecerán sus Ptos. de Mando. El Pto. de Mando del Rgto. estará situado inicialmente en el edificio de la Jef. del Rgto.

c) Las ubicaciones posteriores del Pto. de Mando serán informados oportunamente.


(fdo.)J. Fernández R,MMN y P,
Coronel Jefe Rgto.No.3 GR "L. Vidal".

Copia Oficial:
Luis Veguería, MN,
Cap.Ayudat.S-1 Rgto.3 GR

Distribución:
5 copias al EMGE.
1 Rgto. (Jefe)
2 Insps.Terrs.Rgto.
1 Ayudte. Y S-1 Rgto.3 GR
1 S-2 y S-3 Rgto.
1 Ayudte. PN.
1 JCo. Jefatura
1 JCo. Serv.
1 JCo. Fus.
1 JCo. "I" SME.
1 JSSSM
1 JScc. PN
1 Jesp.31 GR.

EME, Sdad.Mtar.,17 Feb. 1958;

CERTIFICO:

Que es copia conforme del original.

" POR LA LIBERTAD DE CUBA"
C. San Martín, MMP
Tte. Cor. Of. Ejec. G3 EME y JSOpn.
LJP/brt.-

* DÍAS DE COMBATE. Colección Uvero. La Habana. Instituto del Libro. 1970: 361-380.
** Comandante del Ejército Rebelde.

1 Río Chaviano había sido Jefe del Regimiento por un corto tiempo (octubre y parte de diciembre).

Indice Anterior Siguiente