Inicio Anterior siguiente 
Rev Cubana Oncol 2000;16(1):26-9
Formato PDF
Hospital Docente "Dr. Salvador Allende"

Lesiones precancerosas y cánceres cutáneos del paciente anciano

Dr. José A. Santana Gómez,1 Dra. Blanca I. Hernández Rodríguez,2 Dra. Isabel Martínez Hernández,3 Dra. Lourdes Negrín Valcárcel4 y Dr. Miguel A. López Ferradáz1

Resumen

Se realizó examen dermatológico y encuesta a 300 pacientes ancianos, ingresados en las salas de medicina, geriatría y dermatología del hospital docente "Dr. Salvador Allende", donde se encontró que las lesiones precancerosas más frecuentes fueron las queratosis seniles y la atrofia senil de la piel, en pacientes que en su mayoría fueron obreros o personas que trabajaron durante años expuestos al sol; y dentro de los cánceres, el más frecuente detectado fue el epitelioma basal con localización en la cara.

Descriptores DeCS: NEOPLASMAS CUTANEOS; CONDICIONES PRECANCEROSAS; DERMATITIS OCUPACIONAL; POBLACION EXPUESTA.

Desde finales del siglo pasado se somete al anciano a observaciones sistemáticas, permitiendo estos estudios la descripción de diversas modificaciones relacionadas con la edad.

La vejez por sí misma, no constituye una enfermedad,1 pues en idéntico sentido que la adolescencia o el climaterio, tienen características específicas universalmente aceptadas. Al igual que todo nuestro organismo, el paso de los años produce cambios estructurales y funcionales en la piel1 que conllevan a su envejecimiento y a favorecer la aparición de enfermedades dermatológicas condicionadas por estos cambios que no se presentan habitualmente en el joven.

Desde el punto de vista morfológico-cualitativo hay factores endógenos que aceleran la aparición de estas patologías por provocar un envejecimiento cutáneo precoz como son: el clima, la exposición a la luz solar o al calor durante años,2 algunas noxas profesionales, trastornos hormonales, formas de vida y cuidados de la piel.3

Las lesiones precancerosas comprenden un grupo de dermatosis que pueden transformarse en lesiones malignas3 en las personas de edad avanzada, siendo de gran importancia la búsqueda de las mismas, ya que en estos grupos humanos es donde se presentan con mayor frecuencia. Estas afecciones precancerosas representan un grupo de lesiones muy heterogéneas,1 no tienen un carácter común que las unifique, por lo que también se han llamado lesiones accidentalmente cancerígenas. De ahí que el objetivo de este trabajo fuera encontrar en nuestro medio la presencia de las lesiones precancerosas y los cánceres cutáneos.

Métodos

Se realizó examen dermatológico a 300 pacientes de 65 o más años de edad, ingresados en las salas de medicina, geriatría y dermatología del Hospital Docente "Dr. Salvador Allende" y se llevó una encuesta confeccionada para este estudio que reunió los siguientes datos: edad, sexo, raza, ocupación anterior, diagnóstico clínico dermatológico, localización de las lesiones precancerosas y cánceres cutáneos y sintomatología subjetiva.

Con los datos recopilados se confeccionaron las tablas estadísticas y se discutieron los resultados.

Resultados

Con respecto al color de la piel, la mayoría de los pacientes eran de piel blanca con un 64 % y del sexo masculino con un 58,3 % (tabla 1).
Tabla 1. Raza y sexo
Raza
Número
%
Blanca
192
64,0
Negra
88
29,3
Mestiza
17
5,6
Amarilla
3
1,0
Sexo Número %
   
Masculino
175
58,3
Femenino
125
41,6
 Los pacientes eran mayores de 65 años distribuidos en 3 grupos (tabla 2).
Tabla 2. Distribución por grupos etáreos
Edad
Número
%
65-74
163
54,3
75-84
124
41,3
Más de 84
13
4,3
 
La ocupación anterior de estos pacientes en su etapa laboral fue en su mayoría obrero con 124 pacientes, hubo 72 amas de casa y 42 campesinos y 9 marineros (tabla 3).
Tabla 3. Ocupación anterior
Ocupación
Número
%
Obrero
124
41,3
Empleado
45
15,0
Ama de casa
72
24,0
Técnico
8
2,6
Campesino
42
14,0
Marinero
9
3,0
 
De los 300 pacientes, 104 tenían atrofia senil y 75 queratosis seniles, 97 no tenían lesiones precancerosas ni cánceres cutáneos epiteliales (tablas 4, 5 y 6).
Tabla 4. Lesiones precancerosas y cánceres cutáneos
Lesiones
Número
%
Queratosis senil
75
25,0
Queratoacantoma
1
0,3
Cuerno cutáneo
1
0,3
Atrofia senil de la piel
104
34,6
Queilitis actínica
2
0,6
Ulceraciones
5
1,6
Cicatrices (por quemaduras)
2
0,6
Leucoplasia
1
0,3
Queratosis seborréica
15
5,0
Dermatitis ocupacionales
6
2,0
Carcinoma basocelular
6
2,0
Carcinoma espinocelular
2
0,6
Sin lesiones
97
32,3
 Tabla 5. Localización de las lesiones
Localización
Número
%
Miembros superiores
167
56,3
Miembros inferiores
6
2,0
Cara
34
11,3
Cuello
23
7,6
Cuero cabelludo
14
4,6
Abdomen
3
1,0
Región inguinal
2
0,6
Tórax
21
7,0
Caderas
1
0,3
Universales
-
-
Sin lesiones
97
32,3
 
Tabla 6. Síntomas subjetivos asociados
Síntomas
Número
%
Prurito senil
6
2,0
Prurito por dermopatía
9
3,0
Dolor
4
1,3
Disectesia
2
0,6
No síntomas
279
93,0
Sólo 8 pacientes tuvieron cánceres cutáneos epiteliales, de ellos 6 carcino-mas basocelulares y 2 carcinomas espinocelulares.

Discusión

Con respecto al color de la piel predominó el blanco4 en este grupo de pacientes, lo que los hace más susceptible a la aparición de lesiones precancerosas y cancerosas, así como el sexo masculino4 que son los pacientes que con más frecuencia se encuentran expuestos al sol, el calor y las noxas profesionales que están descritos como factores que predisponen por los cambios que producen en la piel a la aparición de las lesiones antes descritas.

La ocupación anterior de la mayoría de los pacientes fue obrera, campesina o ama de casa4 y marineros, 9 pacientes.

Los campesinos y los marineros con su exposición prolongada al sol aceleran el proceso de envejecimiento y aumentan la probabilidad de aparición de lesiones precancerosas y cánceres cutáneos.

Los obreros se exponen a sustancias químicas, noxas y calor que también actúan desfavorablemente sobre la piel.

Se puede observar que más del 60 % de los pacientes presentaron lesiones cutáneas precancerosas o cánceres cutáneos y que predominaron la presencia de lesiones precancerosas como son las queratosis seniles y la atrofia senil lo que está descrito, ya que son más frecuentes estas lesiones que las neoplásicas cutáneas, sin embargo, el número de pacientes con cánceres cutáneos epiteliales fue pequeño de acuerdo con lo descrito, pues sólo 8 de 300 pacientes examinados lo presentaban. De ellos 6 resultaron ser epiteliomas basocelulares, los cuales siempre se ha planteado que son más frecuentes que los espinocelulares,5 son menos invasivos, no metastizan y su evolución es lenta, por lo que su detección precoz nos ayuda a instaurar una terapéutica rápida y eficaz.

La localización de las lesiones fue observada en miembros superiores en un 56,3 %, en cara en un 11,3 % y cuello igualmente en un 11,3 %, lo que demuestra que la exposición de la piel sin protección favorece la presencia de estas lesiones.

Estas enfermedades como de todos es conocido en esta muestra no se acompañaron de sintomatología subjetiva.

Conclusiones

Las lesiones precancerosas que se encontraron con mayor frecuencia en los ancianos de este estudio fueron la atrofia senil y las queratosis seniles.

Sólo 8 pacientes presentaron cánceres cutáneos epiteliales y dentro de éstos, 6 carcinomas basocelulares y 2 carcinomas espinocelulares.

La localización de las lesiones fue más frecuente en miembros superiores, cara y cuello, indicando su relación directa con la exposición a agentes externos y al sol.

Las 2/3 partes de los 300 pacientes presentaron lesiones precancerosas o cánceres cutáneos epiteliales.

Recomendaciones

Dada la existencia de lesiones precancerosas y cánceres cutáneos se hace necesario la realización de un examen dermatológico periódico a la población mayor de 65 años, tanto como medida preventiva como para ejercer una terapéutica precoz y efectiva.

Summary

A survey was done among 300 aged patients admitted in the wards of medicine, geriatrics and dermatology of the "Dr. Salvador Allende" Teaching Hospital that underwent a dermatological examinaton . Keratosis senilis and senile atrophy of the skin were the most frequent precancerous lesions found in patients that were mostly workers or persons that worked exposed to the sun for years. The commonest cancer detected was basal carcinoma with localization in the face.

Subject headings: SKIN NEOPLASM; PRECANCEROUS CONDITIONS; DERMATI-

TIS, OCCUPATIONAL; EXPOSED POPULATION.

Referencias bibliográficas

  1. Callen JP.; Jorizzo JL.; Greer KE. et al. Dermatological Signs of Internal Diseases. Second edition. United States of America, WB. Saunders Company. 1995. 413.
  2. Stein JH. Internal Medicine: Fourth edition. St. Louis, Mosby. 1994. 943-46.
  3. Brown K, Strathdee D. et al. The malignant capacity of skin tumours induced by expression of a mutant H-RAS transgene depens on the cell type targeted. Curr-Biol 1998;8(9):516-24.
  4. Fitzpatrick TB. et al. Color atlas and synopsis of clinical dermatology. Third edition. New York, Mc Graw-Hill. 1997.208.
  5. Czarnecki D. O'Brien T. Meehan CJ. Nonmelanoma skin cancer: Number of cancers and their distribution in outpatients. Int Dermatol 1994;33:416-17.
Recibido: 19 de febrero de 1999. Aprobado: 10 de diciembre de 1998.
Dr. José A. Santana Gómez. Hospital Docente "Dr. Salvador Allende". Calzada del Cerro No. Cerro, Ciudad de La Habana, Cuba.

1 Especialista de I Grado en Dermatología. Instructor.
2 Especialista de I Grado en Dermatología. Profesora Asistente.
3 Médico General. Municipio Artemisa. Habana.
4 Especialista  de I Grado en Dermatología.
 

Inicio Anterior siguiente