Indice Anterior Siguiente
Rev Cubana Oncol 2001;17(3):162-66

Formato PDF

Hospital Provincial General Docente "Carlos M. de Céspedes". Bayamo, Granma

Estudio mamográfico de pacientes asintomáticas

Dra. Lourdes González-Longoria Boada1 y Dra. Iliana González Pompa2

Resumen

Se realizó un estudio descriptivo, prospectivo en una población supuestamente sana a partir de los 50 años de edad, pertenecientes a un área de salud, a los cuales se les realizaron estudios mamográficos. Se examinaron 2 063 pacientes de las cuales 445 presentaron hallazgos mamográficos, así como de imágenes sospechosas de cáncer de mama en pacientes entre los 50 y los 54 años de edad, independientemente de los factores de riesgo. La enfermedad fibroquística fue la más frecuente, seguida por los nódulos de mama tanto para las pacientes con riesgo como sin riesgo. Las vistas complementarias a pacientes con lesiones no concluyentes de malignidad. Sus resultados de alta sospecha fueron significativamente concluyentes sanos.

DeCS: MAMOGRAFIA/métodos; ENFERMEDAD FIBROQUISTICA DE LA MAMA/diagnóstico; NEOPLASMAS DE LA MAMA/diagnóstico; NEOPLASMAS DE LA MAMA/mortalidad; MUJERES.

La mortalidad por cáncer de mama ha aumentado de modo paulatino y se presenta cada vez con mayor frecuencia en edades más tempranas de la vida. Internacionalmente tiene este mismo comportamiento ya que constituye el tumor maligno más frecuente y la primera causa de muerte por cáncer en la población femenina; las cifras de morbilidad son de 35,86 por cada 100 000 habitantes y de mortalidad de 16,1 por cada 100 000 habitantes y la provincia Granma no escapa de esta problemática.1-4

A pesar del desarrollo de los servicios de atención médica, un porcentaje elevado de pacientes con cáncer de mama llegan a las consultas en estadios avanzados, lo que empeora su pronóstico. Con el objetivo de lograr que el diagnóstico se realice precozmente se ha creado el Programa Nacional de Detección Pre-Clínica de Cáncer Mamario, que tiene como propósito lograr la detección masiva de la lesiones clínicamente ocultas y que guardan relación con el cáncer de mama, sobre todo en pacientes de riesgo, a través de la mamografía.2-5

El diagnóstico de un tumor de mama descansa en 3 aspectos: el autoexamen mamario, la exploración clínica y medios diagnósticos como la mamografía, ultrasonografía y el estudio citológico; la vinculación de estos aspectos ofrece resultados satisfactorios.

El cáncer de mama diagnosticado a tiempo tiene cura y posibilita mejores resultados estéticos en la mujer el cual permite realizar cirugía no mutilante.

Métodos

Se realizó un estudio descriptivo, prospectivo en una población femenina supuestamente sana a partir de los 50 años de edad, pertenecientes a un área de salud, a las cuales se le realizaron estudios mamográficos. Se examinaron 2 063 mujeres, de las cuales 445 presentaron hallazgos en la mamografía y se les realizó vistas complementarias a 50. Se realizaron tablas donde se muestran los hallazgos mamográficos encontrados de acuerdo con las pacientes que tienen riesgos o no y se distribuyen por grupos de edades de 50 a 54, 55 a 59 y más de 60 años.

Resultados

Se examinaron 2 063 pacientes, en las cuales 445 presentaron hallazgos en la mamografía, de éstas se realizaron vistas complementarias incluyendo de axila a 50 pacientes de las cuales un 90 % (45 casos) se encontraron imágenes altamente sospechosas de malignidad como se puede apreciar en la tabla 1.

Tabla 1. Distribución porcentual de mamografías realizadas y sus hallazgos

Porcentaje
Total de mujeres
en la pesquisa
Pacientes con
hallazgos
Se realizaron vistas
complementarias
Alta
sospecha
 
2 063
445
50
45
Total
100
21,6
2,4
2,2
Pacientes con hallazgos
100
11,2
10,1
Vistas complementarias
100
90


Al analizar el porcentaje de pacientes sin factores de riesgo según edad y sus hallazgos mamográficos, de un total de 122 predominaron aquellas que se encontraron comprendidas entre los 50 y los 54 años de edad con 66 casos (54,1 %).

En los hallazgos mamográficos sobresalió la enfermedad fibroquística en 70 pacientes (21,3 %) y no se encontró ningún fibroadenoma (tabla 2).

Tabla 2. Porcentaje de pacientes sin factores de riesgo según edad y sus hallazgos mamográficos

Grupos de
edades
No. de
pacientes
%
Enfermedad
fibroquística

Nódulos
Calcificaciones groseras
Calcificaciones
vasculares
Acúmulo de
calcificaciones
Adenopatías
axilares
Fibroa-
denoma
50 a 54
66
54,1
38
14
6
4
2
2
-
55 a 59
39
32,0
25
8
3
2
-
1
-
60 y más
17
13,9
7
4
2
4
-
-
-
Total
122
100
70
26
11
10
2
3
-


Los hallazgos mamográficos en pacientes con factores de riesgo muestra 323 casos, de los cuales 172 (53,3 %) correspondieron a las edades de 50 a 54 años; la enfermedad fibroquística con 182 casos (56,3) y los nódulos en 77 pacientes (24 %) fueron los hallazgos más frecuentes; sólo se detectaron 2 fibroadenomas (tabla 3).

Tabla 3. Porcentaje de pacientes con factores de riesgo según hallazgos mamográficos

Grupos de
edades
No. de
pacientes
%
Enfermedad
fibroquística

Nódulos
Calcificaciones groseras
Calcificaciones
vasculares
Acúmulo de
calcificaciones
Adenopatías
axilares
Fibroa-
denoma
50 a 54
172
53,3
98
43
19
5
2
3
2
55 a 59
93
28,8
54
22
9
6
1
1
-
60 y más
58
17,9
30
12
6
8
1
1
-
Total
323
100
182
77
34
19
4
5
2

 

Con respecto a los pacientes con imágenes sospechosas de malignidad, según riesgo y grupos de edades, se encontraron 45 casos, donde predominaron en las edades de 50 a 54 años con 26 pacientes (57,8 %); de estas mujeres, 31 (68,9 %) tenían antecedentes de riesgo (tabla 4).

Tabla 4. Distribución porcentual de pacientes con imágenes sospechosas de cáncer de mama según riesgo y grupos etáreos

Edad
No. de pacientes
con imágenes
sospechosas

%
Antecedentes de
riesgo
Sin
riesgo
50 a 54
26
57,8
19
7
55 a 59
11
24,4
7
4
60 y más
8
17,8
5
3
Total
45
100
31
14

 

Discusión

En la tabla se observó cómo en una población aparentemente sana el 21,6 % tenía hallazgos mamográficos y el 2,2 % eran altamente sospechosos de malignidad, donde se demostró la importancia de la realización de este método exploratorio para el diagnóstico de las diferentes enfermedades mamarias en estadios tempranos para un mejor pronóstico y conservación de la estética de la mujer.5-7

Se demostró cómo el mayor número de mujeres para hallazgos mamográficos, tanto para el grupo sin riesgo como con riesgo se encontraban en las edades de 50 a 54 años para un 53,4 %. En estos momentos el cáncer de mama se está presentado en pacientes más jóvenes, por lo que existe la tendencia de extender la pesquisa Pre-Clínica del Cáncer de Mama hacia edades más tempranas,8,9 ya que la mamografía detecta enfermedades de la mama en pacientes con lesiones no palpables y sin riesgo.7

Se observó el predominio de los hallazgos mamográficos en aquellas pacientes con factores de riesgo, constituyendo un factor importante a tener en cuenta en la pesquisa Pre-Clínica de Cáncer de Mama, pues está en íntima relación con la tendencia antes referida.10

Sólo se detectaron 2 fibroadenomas en toda la muestra, esto se debe a que las mujeres en estudio eran mayores de 50 años y éste es un tumor muy frecuente en mujeres jóvenes, siendo típica su estimulación por el ciclo menstrual, el embarazo y la lactancia.2

La patología fibroquística fue la más frecuente y coincide con la literatura internacional y ésta en cualquiera de sus variantes es la patología benigna de la mama más frecuente,6 sobre todo asociada a la densidad mamaria en sus diferentes grados y está interrelacionada con los cambios hormonales de la mujer.

La densidad mamaria por mínima que sea, puede ser el telón tras el cual se oculta un carcinoma, por lo que hay que utilizar todos los recursos diagnósticos que demuestren que en esa zona no existe dicha lesión2-6 sólo así se erradicarán los falsos negativos y se logrará mejor sobrevida en las mujeres que padezcan de cáncer.

Las imágenes sospechosas de malignidad predominan en las mujeres con antecedentes de riesgo, coincidiendo con otros autores,7,10,11 por lo que el seguimiento debe ser más estrecho en este grupo.

Recomendaciones

Promover la importancia de la realización de la mamografía a través de los medios de difusión masiva.

Incrementar la utilización de este medio diagnóstico por los médicos de atención primaria.

Comenzar la pesquisa del diagnóstico preclínico a partir de los 45 años de edad.

Conclusiones

Hubo un predominio de hallazgos mamográficos, así como de imágenes sospechosas de cáncer de mama en pacientes de 50 a 54 años, independiente de la existencia o no de los factores de riesgo.

La enfermedad fibroquística fue la más frecuente, seguida por los nódulos de mama en pacientes sin riesgo, coincidiendo en las pacientes con riesgo.

De las vistas complementarias a pacientes con lesiones no concluyentes de malignidad los resultados de alta sospecha fueron altos.

En este estudio se demostró el valor diagnóstico de la mamografía en pacientes supuestamente sanas.

Summary

A prospective descriptive study was conducted on a supposedly healthy female population aged 50 years on, who were made mammographic studies. Two thousand and sixty three patients were examined, 445 of them presented with mammographic findings, and images suggesting breast cancer were observed in patients aged 50-54 years, regardless of risk factors. Fibrocystic disease was the most frequent one followed by breast nodes in patients with and without risk factors. Supplementary screening views applied to patients with inconclusive lesions of malignity showed significantly conclusive results of highly suspicious images of malignancy.

Subject headings: MAMMOGRAPHY/methods; FIBROCYSTIC DISEASE OF BREAST/diagnosis; BREAST NEOPLASMS/diagnosis; BREAST NEOPLASMS/mortality; WOMEN.

Referencias bibliográficas

  1. Lester Sc, Contran RS. La mama. En: Contra RS, Kumar V, Collins Tucker Robbins. Patología estructural y funcional 6a ed. Madrid: Mc Graw-Hill Interamericana; 2000. p. 1137-64.
  2. Mendoza del Pino M, Morales Pérez M, Ruiz Estrada R, Estrada R; Estrada Figueredo H. El valor de la mamografía en las neoplasias malignas de la mama. Rev Cubana Oncol 1989;5(1-2):78-92.
  3. Jackson VP. The status of mamographically guided fine needle aspiration biopsy of nonpalpable breast lessions. Radiol Clin North Am 1998;30(1)155-66.
  4. Buch ML. Cáncer mamario. Rev Cubana Med Gen Integr 1992;8(1):4-5.
  5. Pardo Castro M, Valdés del Pozo Z, Buch Boffil ML, González Marinello S, Gaupera Boschmonar M, Lachaigne Z. Diagnóstico precoz del cáncer mamario por examen clínico del médico de la familia. Rev Cubana Oncol 1992;8(1):7-10.
  6. Sickles EA. Screening for breast cancer with mamography. Clin Imaging 1991;15(4):253-60.
  7. Valls OR. Mastorell: Informe preliminar sobre el valor de la indicación de la mamografía. Arch Cubana Oncol Radiol 1975;2:107-11. 8
  8. Parodi C, Alcañiz SM, García Nicosa AM. Análisis de 218 marcaciones de lesiones mamarias no palpables. Rev Argent Radiol 1997;61(2):139-45.
  9. Abalo E, Amestoy G, Crimi G. Lesiones mamarias subclínicas. Rev Soc Obstet Ginecol B Aires 1995;74(912):52-62.
  10. Margossian J, Bernadello ETL, Bustos J. Lesiones premalignas de la mama. Rev Argent Cir 1995;68(3/4):96-103.
  11. Metter FA, Upton AC. Rosemberg RD. Beneficios contra riesgo de la mamografía Cáncer 1996;77(5):903-79.

Recibido: 6 de septiembre del 2001. Aprobado: 2 de noviembre del 2001.
Dra. Lourdes González-Longoria Boada. Calle Martí No. 111 entre Saco y Cacique Guamá, El Cristo, Bayamo, Granma, Cuba. CP85100.

1 Especialista de I Grado en Oncología.
2 Especialista de I Grado en Imagenología.

Indice Anterior Siguiente