Índice Anterior Siguiente

Revista Cubana de Salud y Trabajo 2009;10(2):39-48

Caracterización del peritaje médico laboral en Cuba en el año 2008
Characterization of the medical labor investigation in Cuba. 2008

Waldo Jacobo Díaz Piñera 1
Yamilé García Villar 2
Tomasa María Linares Fernández 3
Gladys Rabelo Padua 4
Heliodora Díaz Padrón 5

1   Médico especialista de I grado en Medicina general integral y en Higiene y epidemiología, y de II grado en Medicina del trabajo, máster en Salud de los trabajadores, Investigador agregado, Profesor asistente. Vicedirección de Epidemiología, Instituto Nacional de Salud de los Trabajadores, La Habana, Cuba
2   Médico especialista de I grado en Medicina general integral y en Nefrología, Aspirante a investigador, Profesora instructor. Instituto de Nefrología, La Habana, Cuba
3   Médico especialista de II grado en Medicina del Trabajo, máster en Salud de los trabajadores, Investigadora auxiliar, Profesora auxiliar, Instituto Nacional de Salud de los Trabajadores, La Habana, Cuba
4   Médico especialista de I grado en Medicina general integral y en Higiene y epidemiología, y de II grado en Medicina del trabajo, máster en Salud de los trabajadores, Investigador agregado, Profesora asistente. Vicedirección de Epidemiología, Instituto Nacional de Salud de los Trabajadores, La Habana, Cuba
5   Ingeniera química, máster en Salud de los trabajadores,  Investigadora auxiliar, Profesora instructor. Departamento de Riesgos químicos, Instituto Nacional de Salud de los Trabajadores

Correspondencia:

Dr. Waldo Jacobo Díaz Piñera
Instituto Nacional de Salud de los Trabajadores
Calzada de Bejucal km 7 ½, Apartado 9064, CP10900, Arroyo Naranjo, Ciudad de La Habana, Cuba
E-mail: insatepi@infomed.sld.cu


RESUMEN

La disminución o pérdida de la capacidad de trabajo aumenta cada día más en el mundo y, sobre todo, en edades tempranas, donde aún se puede ser útil a la sociedad, siendo el peritaje médico laboral el procedimiento médico  legal que se realiza de forma colegiada con equidad y justicia para dictaminar la capacidad residual que tiene un trabajador para su puesto de trabajo, y donde el dictamen nº 1 de invalidez Total separa al mismo del contexto de la sociedad laboral. En el año 2008 se dictaminaron 62 611 casos en las comisiones de peritaje, de ellos el 57,7% del sexo femenino, y el dictamen nº IV, de invalidez temporal, con 46,1%, fue el predominante. La invalidez total constituyó el 14,2% de los casos, predominado el sexo masculino, la categoría de operario, el grupo de edades  de 50 a 55 años y el sector agrícola, así como el grupo de 26 años y más de trabajo. La patología más frecuente estuvo relacionada con alteraciones músculo esqueléticas. En relación con personal de la salud, los médicos solo presentaron el 6,5% de invalidez total; sin embargo, presentaron un aumento en el número de casos del dictamen II (de invalidez parcial permanente) y del VI (caso especial), difiriendo del grupo de enfermería, del de los técnicos propio de la salud y del de la población general. Existieron determinadas deficiencias y dificultades en el manejo de la invalidez temporal, que debemos supera en el quehacer diario.

Palabras clave: peritaje médico laboral, invalidez total permanente, invalidez temporal

ABSTRACT

Decrease or loss of the work capacity increases every day in the world, and principally in early ages where it is still possible to be useful to society, being the Medical Labor Investigation Commission the legal medical procedure that is performed in a collegial manner with equity and justice to advice the residual capacity that a worker has in his working position, and where the judgment nº I (whole disability) removes the worker from the labor society context. 62 611cases were processed in the medical commissions in 2008, 57,7% of them were women, and 14,2% of the cases obtained the judgment nº IV (temporary disability), being the male sex predominant, the category of operators, the age group between 50 to 55, and the agricultural field, as well as 26 or more years of work. The most frequent pathology in this group was connected with muscular-skeleton alterations. In relation to the health personnel, the physicians only presented 6.5% of whole disability. Nevertheless, they presented an increase in the number of cases of judgment nº II (partial permanent disability) and of judgment no VI (special cases), that differs from the nursing group from that of the health technician and of the general population. There were deficiencies and difficulties in the management of temporary disability that we should overcome in our daily work.

Key words: medical labor investigation, whole permanent disability, temporary disability


INTRODUCCIÓN

Las relaciones entre la salud y el desarrollo son indiscutibles. Se reconoce que la salud es una resultante del proceso social, económico y político, y que es también un derecho humano fundamental. A su vez, una buena salud tiene un efecto benéfico sobre el nivel educacional, la  productividad en el trabajo y el bienestar general de la población 1.
El trabajo puede tener efectos positivos o adversos para la salud del trabajador. La disminución de la capacidad de trabajar puede causar pérdidas innumerables a la economía. Las condiciones de trabajo peligrosas o no controladas son serios problemas para la salud, la economía y el desarrollo social. Mientras, una fuerza de trabajo saludable, motivada y productiva en óptimo estado, es una de los valores más importantes que tiene un país para su desarrollo socioeconómico 2.
La disminución de la capacidad en sus diferentes grados cada día se presenta en edades en que el individuo es más útil a la sociedad 3. Hoy en los países del mundo occidental la valoración de las incapacidades constituyen una autentica especialidad, ya que la trascendencia de las decisiones a tomar exigen una certificación de la materia médica a aplicar, con un cuerpo de doctrina propio para que la misma se realice en cada  caso concreto lo más justo o imparcial posible 4.
En 1978, el Ministerio de Salud Pública (MINSAP) de Cuba había puesto en vigor la resolución nº 157, que establecía las normas metodológicas de los servicios relacionados con el peritaje médico laboral (PML) a los trabajadores y beneficiarios de la seguridad social que requieren protección del Estado ante la limitación de su capacidad laboral por invalidez o enfermedad 5.
La resolución nº 52 del MINSAP de 1994, vigente en estos momentos aunque se encuentra en fase de modificación, otorga la alta responsabilidad a los integrantes de las comisiones de PML que, habidas cuentas que sus decisiones significan en el orden político, la aplicación consecuente de uno de los logros más importante de la Revolución, la seguridad social, en el orden económico el pago de una pensión a un trabajador, y en el orden social, la separación de una persona del contexto de la sociedad laboral, todo lo cual  transciende los límites propios del sector de la salud 6.
Para la valoración de las incapacidades, el país cuenta con 81 comisiones municipales y 14 provinciales de peritaje médico laboral, siendo estas últimas las que tiene la potestad de dictaminar la invalidez total dada por la resolución nº 12 de 1996. Estas comisiones están formadas por especialistas de diferentes disciplinas que actúan de forma colegiada con equidad y justicia en la valoración de cada trabajador, mediante un cuerpo legal por las resoluciones existentes y las normas de especialidades para la  actuación de las comisiones de peritaje, lo cual explica por sí sola la importancia y repercusión trascendental que tiene este procedimiento médico legal de mantener los logros alcanzados sin perder la esencia protectora del necesitado, ya que cada día los distintos grados de incapacidad aparecen en edades más tempranas de la vida, precisamente en momentos en que el individuo es más a útil a la sociedad, lo que puede atentar e influir con un freno notable en el desarrollo del país por las consecuencias que esto lleva implícito, donde este elemento cobra aún más importancia en nuestra sociedad, debido al envejecimiento poblacional que presenta y al agotamiento de la fuerza laboral en años venideros, por lo que debemos trazarnos nuevas estrategias dirigidas no solamente  a la preservación de la salud del trabajador y al crecimiento poblacional, sino también a contribuir positivamente en la productividad, calidad de los productos, motivación por el trabajo y satisfacción por el empleo, y, de esta manera, experimentar la calidad de vida de los individuos y la sociedad.
Teniendo en cuenta todo lo anterior, el objetivo principal del presente estudio es determinar el comportamiento de la actividad de peritaje médico laboral en Cuba durante el año 2008.

MATERIAL Y MÉTODO

Se realizó un estudio descriptivo de corte transversal y de carácter retrospectivo para determinar la magnitud y el comportamiento del peritaje médico laboral en la república de Cuba en el año 2008.
El universo de trabajo de estuvo constituido por 62 611 casos de pacientes (trabajadores) que asistieron a las diferentes comisiones de peritaje médico laboral, clasificándose los casos por provincias, sexos y tipos de dictámenes. De la invalidez total se analizaron las variables de grupos de edades, sexo, categoría ocupacional, años de trabajos, patologías más frecuentes y sector de la economía, donde el sector de la salud es dividido en médicos, enfermeros y técnicos propios de la salud, para valorar la situación existente con el mismo.
La fuente básica de la información la constituyó el modelo 87-10 de peritaje médico laboral, información que fue almacenada en una base de datos y procesada mediante el programa SSPS trabajando sobre Windows XP, utilizando como medidas resumen, razones, proporciones, tasas y porcentajes. Los resultados obtenidos se muestran en tablas y gráficos diseñados para su mejor compresión.

RESULTADOS Y DISCUSIÓN

En el año 2008 se observa (tabla 1) que se dictaminaron por comisiones de peritaje médico laboral en el país 62 611 casos de invalidez total, de ellos trabajadores el 99,3%, y el 0,7 % restante fueron casos de asistencia social para el pago de una pensión, generalmente por muerte de un familiar en una persona discapacitada.  Si comparamos esta cifra con la del 2007, que fue de 58 792, hay un ligero incremento (3 816 casos más), sobre todo en las provincias de Holguín (965), Camagüey (657) y Pinar del Río (611). El mayor decrecimiento ocurre en Villa Clara, con 830 casos, que a su vez presenta el mayor porcentaje de peritados, con un 13,5%, y la mayor tasa de casos peritados, de 38 por cada 1000 trabajadores, cuando la media nacional es de 21, esto influenciado directamente por el envejecimiento poblacional, ya que es precisamente Villa Clara la provincia más envejecida del país, con un 20% de su población mayor de 60 años. En contraposición, Guantánamo es una de las provincias de menor envejecimiento, que presenta una tasa de 30 por cada 1000 trabajadores, donde influyen otros factores como las condiciones de trabajo, las geográficas y climatológicas, etc. Llama poderosamente la atención que toda la zona oriental, a excepción de la provincia Granma, presenta una tasa de casos peritados por encima de la media nacional: Camagüey 31 y Holguín, Guantánamo y Santiago de Cuba, respectivamente, 30 por cada mil, que son también las más altas después de Villa Clara. Hay que señalar que Ciudad de La Habana presenta la menor tasa del país con 8 por cada mil y aporta solo el 8,7 % del total de casos peritados. ¿A qué se deben estas diferencias?, ¿solo el hecho de las diferencias existente entre la zona rural y la urbana, entre el trabajo industrial y el agrícola, o están influyendo otros factores? Estas son algunas interrogantes a profundizar en próximas investigaciones, en las que entra a jugar un importante papel la salud como producto social y donde el enfoque ecosistémico dado de forma multisectorial e interdisciplinaria en busca de la multicausalidad que origina todos estos problemas y contradicciones, se impone como una necesidad imperiosa.

Tabla 1
Comportamiento del peritaje médico laboral por provincias. República de Cuba. Año 2008

Provincias

Peritados

Diferencia

% de peritaje

Tasa x 103

2007

2008

Pinar del Río

  3 084

  3 695

  + 611

    5,9

19,4

Habana

  2 139

  2 314

  + 175

    3,7

12,9

Ciudad de La Habana

  5 115

  5 420

  + 305

    8,7

  7,9

Matanzas

  2 834

  2 564

  - 270

    8,1

13,0

Villa Clara

  7 634

  8 464

  - 830

  13,5

38,0

Cienfuegos

  2 518

  2 711

  +193

    4,3

23,3

Sancti Spíritus

  2 887

  3 124

  +237

    5,0

24,5

Ciego de Ávila

  1 747

  1 705

  - 42

    2,7

13,9

Camagüey

  5 881

  6 538

 + 657

  10,4

31,1

Las Tunas

  3 200

  3 404

  +204

    5,4

26,8

Holguín

  6 534

  7 499

     + 965

  12,0

30,3

Granma

  3 803

  3 738

     -65

    6,0

18,1

Santiago de Cuba

  7 550

  7 719

  +169

  12,3

30,0

Guantánamo

  3 911

  3 716

   -195

    5,9

30,2

Isla de la Juventud

     585

-

-

-

-

Cuba

58 792

62 611

+3 816

100,0

20,6

Fuente: Parte abreviado mensual 

De los 62 611 casos peritados (tabla 2), el 57,7% de los mismos es del sexo femenino, por lo que se puede observar que asisten más a comisiones. Sin embargo, al analizar el dictamen de invalidez total a través de los años, siempre ha existido un discreto predominio del sexo masculino (7,4% versus 6,8%), o lo que es lo mismo, el 52,1% para este tipo de dictamen. Aunque planteamos que en la sociedad cubana existe igualdad plena entre el hombre y la mujer, se conoce que existen diferencias anátomo fisiológicas entre ambos sexos, hecho que puede estar relacionado a este dictamen y a su repercusión laboral, por cuanto a la mujer no se le puede igualar al hombre en su capacidad física y no puede soportar condiciones extremas de microclima, vibraciones o componentes químicos, entre otros factores de riesgos laborales, además de la conjugación de su rol productivo con el doméstico. Todo esto corrobora que sea más susceptible a enfermar 7.

Tabla 2
Comportamiento de los casos peritados según sexo y tipo de dictámenes. República  de Cuba. Año 2008

Tipos de dictamen

Masculino

Femenino

Total

%

%

%

    I

  4 633

  7,4

  4 262

  6,8

8895

  14,2

    II

  5 468

  8,7

  8 666

13,8

14134

  22,6

    III

  1 884

  3,0

  2 998

  4,9

4882

    7,8

    IV

12 280

19,6

16 569

26,4

28839

  46,1

    V

  1 935

  3,1

  3 034

  4,8

4969

    7,9

    VI

     269

  0,4

     623

  1,0

892

    1,4

    Total

26 469

42,3

36 142

57,7

62611

100,0

Fuente: Parte abreviado mensual 

En relación con los tipos de dictámenes, se puede apreciar que el dictamen de invalidez temporal (tablas 2 y 3), con 46,1%, fue el dictamen que más se otorgó. Esto constituye una gran preocupación  por el uso indiscriminado que se hace del mismo por parte de algunas provincias, donde alcanza cifras de 62,2% en Pinar del Río, 60,9% en Camagüey, en La Habana 58,6% y en Ciego de Ávila 51,6%, por lo que es un  problema que debemos abordar con profundidad para poner un coto al mismo, ya que se conocen algunos factores que están influyendo de forma directa e indirecta en la incidencia del mismo, como son: estudios no concluyentes por falta de medios diagnósticos, centros de  trabajos que demoran la tramitación, pacientes mal estudiados y, en ocasiones, dificultades con el trámite definitivo específicamente en el orden quirúrgico 8.

Tabla 3
Comportamiento de la invalidez temporal por provincias. República de Cuba. Año 2008

Provincias

Invalidez temporal

%

Pinar del Río

  2 298

62,2

La Habana

  1 357

58,6

Ciudad de La Habana

  1 830

33,7

Matanzas

  1 197

46,7

Villa Clara

  2 568

30,3

Cienfuegos

  1 210

44,6

Sancti Spíritus

  1 462

46,8

Ciego de Ávila

     879

51,6

Camagüey

  3 872

59,0

Las  Tunas

  1 550

45,5

Holguín

  3 746

50,0

Granma

  1 915

51,0

Santiago de Cuba

  3 039

89,4

Guantánamo

  1 826

49,1

Cuba

28 839

46,1

Fuente: Parte abreviado mensual

Se necesita revertir esta situación, ya que son problemas o dificultades que se pueden solucionar dentro del propio sistema de salud; porque lo que no puede permitirse es que un trabajador esté cobrando una pensión durante meses o años por nuestra propia ineficiencia e ineficacia. En este caso, se puede hacer un uso más racional de este tipo de dictamen, otorgándose con equidad y justicia a quien verdaderamente lo amerita, y no como salida a nuestras propias deficiencias.
La invalidez total constituyó el 14,2% de los dictámenes, hecho que se ha mantenido con una tendencia estable o de poca variación en los últimos años después que este tipo de dictamen es otorgado por las comisiones provinciales. El dictamen II de invalidez  parcial permanente señalando las funciones que no puede realizarse, representó el 22,6 %, existiendo algunas dificultades en cuanto a la realización del cambio de puesto de trabajo, sobre todo en el sector agrícola. También hay que señalar el poco uso que se hace del dictamen VI de caso especial, con solo 1,4 %, y del III de invalidez parcial temporal de hasta 6 meses, con 7,8 %, donde Villa Clara con 35,5% y Santiago de Cuba con 13,7 %  son las  excepciones.
Al entrar a analizar la invalidez total por grupos de edades y sexo, (tabla 4), se observa que el grupo de edades más representativo fue el de 51-55 años, con el 34,8%, seguido del de 41-50 años, con 31,7%. Este grupo viene presentando un crecimiento gradual en los últimos años; incluso podemos señalar que hay provincias donde ocupa el primer lugar, como en Pinar de Río, La Habana, Matanzas y Cienfuegos, y en otras es superada por una mínima diferencia; prácticamente se da alcancé al grupo de 51-55 años y  va borrando una diferencia de hasta un 12% que existía en el año 2000. Este es un grupo relativamente joven en plena capacidad productiva y con un atesoramiento ó acumulo de experiencias lograda en el transcurso de los años que debe ser aprovechada; sin embargo, ya son jubilados por invalidez y separados del contexto laboral, hecho que si le agregamos el grupo de trabajadores que se jubilan por edad debido al propio envejecimiento poblacional existente en el país, nos pone el alerta por la trascendental repercusión política social y económica que esto representa desde el punto de vista de la política de empleo, del agotamiento de la fuerza laboral en años venideros por el propio envejecimiento y agudizado por este nuevo elemento de la invalidez en edades tempranas, ya que con la nueva Ley de Seguridad Social nº 105 de 2008, le quedarían aún 10 años de vida productiva al sexo femenino y 15 años al masculino, por lo que hay que pensar en la búsqueda de alternativas para un aprovechamiento más satisfactorio del mismo, independientemente de que se conoce que a esta edad comienzan ha aparecer -o acentuarse en otros casos- las enfermedades crónicas, la involución en la mujer (climaterio y menopausia) y los cambios artrósicos degenerativos, así como otros factores de riesgos de tipo ambientales y organizacionales en el lugar de trabajo, lo que puede conllevar a limitaciones en la capacidad de trabajo en ciertos puestos. Hay también un 11,4 % de casos por debajo de 40 años que, si lo agregamos a este grupo, sería de 43,1% por debajo de 50 años en un universo nada pequeño de 8 895 casos; esto reafirmando que cada día los grados de incapacidades se presentan en edades temprana  de la vida, precisamente en momentos en que el individuo es mas útil a la sociedad. Esto nos habla a favor de la mala utilización de los exámenes  médicos pre-empleo y periódicos, así como de la necesidad del fortalecimiento de la salud y seguridad en el trabajo. También hay que señalar que se conoce que a las comisiones es llevado por las Direcciones municipales de trabajo un determinado número de casos para que se determine su capacidad para el trabajo y entregarle una pensión por asistencia social; a esto solo le correspondió el 3,2%.

Tabla  4
Comportamiento  de la invalidez total por grupos de edades y sexo. República de Cuba. Año 2008

Grupos de edades

Masculino

Femenino

Total

%

%

%

Hasta 30

   144

  1,6

   234

  2,6

   378

    4,2

31-40

   351

  3,9

   292

  3,3

   643

    7,2

41-50

1 208

13,6

1 613

18,1

2 821

  31,7

51-55

1 559

17,5

1 537

17,2

3 096

  34,8

56 y más

1 371

15,4

   586

  6,6

1 957

  22,0

Total

4 633

52,1

4 262

47,9

8 895

100,0

Fuente: Parte abreviado mensual

En relación con los años de trabajo antes de la jubilación, encontramos que el grupo de 26 años y más (tabla 5) fue el de mayor incidencia con el 39,4%, y la menor la encontramos en el grupo de menos de 10 años de trabajo, con un 11,4%, que coincide con el grupo de menos de 40 años. En cuanto a la categoría ocupacional (tabla 6) y al sector de la economía (tabla 7), aparece la categoría de operarios con un 50,2%, esto relacionado frecuentemente con un bajo nivel cultural, además de representar labores que requieren de grandes exigencias físicas en sus puestos de trabajo que pueden generar desgastes, fatiga y estrés, entre otros, lo cual, a corto y largo plazos, origina trastornos en el trabajador. Hay que señalar que esto no coincide con lo reportado en otros trabajos más focalizados a municipios y provincias donde prevalece la categoría de técnicos o de servicios. La de servicios fue afectada en un 20,2%, la de técnicos en un 17,0% y la de dirigentes solo fue de 1,7%, a pesar de que existe la creencia de que este grupo está sometido a una carga psíquica típica dada por el exceso de trabajo, el estrés y la ansiedad.

Tabla  5
Relación de los años de trabajo de los casos peritados por invalidez total. República de Cuba. Año 2008

Años de trabajo

%

Hasta 10

1 013

  11,4

11-20

2 385

  26,8

21-25

1 993

  22,4

26 y más

3 504

  39,4

Total

8 895

100,0

Fuente: Parte abreviado mensual

Tabla 6
Distribución de los inválidos totales según categoría ocupacional. República de Cuba. Año 2008

Categoría ocupacional

%

Dirigentes

   149

    1,7

Administrativos

   497

    5,6

Técnicos

1 514

  17,0

Operarios

4 463

  50,2

Servicio

1 804

  20,2

No clasificados

   468

    5,3

Total

8 895

100,0

Fuente: Parte abreviado mensual

Tabla 7
Relación de los inválidos totales según sector de la economía. República de Cuba. Año 2008

Sector económico

%

Agricultura

1 882

  21,2

Azúcar

   840

    9,4

Educación

   896

  10,0

Salud

   903

  10,2

Cultura

   141

    1,6

Comercio

   658

    7,4

Transporte

   323

    3,6

Construcción

   612

    4,6

Turismo

     69

    0,8

Otros

2 571

  28,9

Total

8 895

100,0

Fuente: Parte abreviado mensual

Los sectores de mayor incidencia fueron la agricultura, con un 21,2% (que guarda una estrecha relación con la categoría de operarios y la ocupación de obreros agrícolas), la salud, con 10,2% (ocupa el segundo de un cuarto lugar que presentaba en años anteriores), y la educación, con 10,0%, que mantiene un comportamiento muy similar. El turismo solo presento el 0,8%. Se infiere que esto se deba a las condiciones favorables relativas a la remuneración y estimulación que presentan los trabajadores de este sector.
En relación con las principales causas de jubilación (tabla 8), se mantienen en el lugar cimero las enfermedades del SOMA y del tejido conjuntivo (lesiones músculo esqueléticas), con un 25,4%. Esta cifra se corresponde con lo planteado inter-nacionalmente para este tipo de alteraciones, que oscila alre-dedor del 25% en países desarrollados, y hoy en día cobran una enorme y creciente importancia, las cuales están relacionadas con la carga física a que se ve expuesto un trabajador, existiendo datos que revelan la magnitud y el costo asociado, constituyendo también primera causa en 8 de las 14 provincias del país, donde la agricultura representa un componente importante.

Tabla 8
Principales causas de jubilación por invalidez total. República de Cuba. Año 2008

Causas

%

Enfermedades infecciosas y parasitarias

     37

    0,4

Tumores

   926

  10,4

Enfermedades de glándulas endocrinas

   300

    3,4

Enfermedades de la sangre  y sistema hematopoyético

     92

    1,0

Trastornos mentales

1 220

  13,7

Enfermedades del sistema nervioso y órganos de los sentidos

1 250

  14,0

Enfermedades del aparato cardiovascular

1 437

  16,2

Enfermedades aparato respiratorio

   359

    4,0

Enfermedades aparato digestivo

   147

    1,7

Enfermedades aparato genito urinario

   349

    3,9

Enfermedades de la piel y tejido celular subcutáneo

     63

    0,7

Enfermedades del SOMA y tejido conjuntivo

2 258

  25,4

Traumatismos

   115

    1,3

Otras

   242

    2,7

Total

8 895

100,0

Fuente: Parte abreviado mensual

Las enfermedades cardiovasculares son la segunda causa de invalidez total con un 16,2%, donde las mismas constituyen, además, la principal causa de muerte en el país y en el mundo desarrollado. Es importante señalar que nos preocupa el crecimiento y la tendencia ascendente de los tumores -que van creciendo en número cada año y se convertirán en el 2010 en la primera causa de muerte en el mundo-, así como de las enfermedades del sistema nervioso y de los órganos de los sentidos, representadas por los accidentes vasculares encefálicos, que predominaron como primera causa en algunas provincias. La otra enfermedad que continua con un crecimiento vertiginoso es, dentro de las enfermedades genitourinarias, la insuficiencia renal crónica. El crecimiento de estas dos últimas habla a favor de un mal manejo o descontrol de los pacientes hipertensos y diabéticos.
Por último, dentro de esta caracterización del peritaje médico laboral en el año 2008, vamos a abordar una temática de gran importancia, que es la del sector de la salud, que ocupa el segundo lugar entre los sectores de mayor incidencia después de la agricultura, y por su crecimiento vertiginoso en los últimos años.
Dentro del sector de la salud nos enfocaremos en los médicos, enfermeras y técnicos propios de la salud peritados.
En la tabla 9 se puede observar en relación al personal médico que hubo 939 casos y de ellos el 69% es del sexo femenino, en correspondencia con la distribución de esta categoría en el sector. En cuanto a tipos de  dictámenes, solo se otorgó a 61 casos invalidez total, lo que representa el 6,5%. Sin embargo, el dictamen VI de caso especial representa el 14,6%, hecho que no ocurre ni se corresponde con la población trabajadora general (tabla10), y está muy relacionado con la guardia médica; así como el dictamen II de invalidez parcial permanente, dando en ocasiones salida a esta situación cuando realmente se debe resolver desde el punto de vista administrativo. En relación a la tasa específica de médicos peritados, encontramos que la media nacional en el país fue de por cada mil médicos, se peritan 11, encontrándose la tasa más baja en Ciego de Ávila con 4, y las más alta en las provincias de Villa Clara (18), Guantánamo (17) y  Sancti Spíritus (17).

Tabla  9
Comportamiento de los médicos peritados según sexo, dictamen y provincias República de Cuba. Año 2008

Provincias


total

Sexo

Tipo de dictamen

Tasa x 103

M

F

I

II

III

IV

V

VI

Pinar del Río

  59

  13

  46

-

-

-

  32

  1

  26

13,2

La Habana

  42

  13

  29

  1

  10

  2

  16

  9

    4

11,1

Ciudad de La Habana

223

  50

173

20

118

13

  58

11

    3

  9,2

Matanzas

  38

    9

  29

  1

  15

  1

  16

  2

    3

  8,5

Villa Clara

104

  29

  75

  4

-

12

  54

  6

  28

18,4

Cienfuegos

  40

  18

  22

  6

  13

-

  11

  2

    8

14,7

Sancti Spíritus

  57

  21

  36

  3

-

  6

  17

-

  31

17,4

Ciego de Ávila

  13

    4

  9

  1

    6

-

    6

-

-

  4,3

Camagüey

  80

  24

  56

  9

  31

  2

  32

  3

    3

14,5

Las Tunas

  36

  14

  22

  3

    8

-

  14

11

-

11,3

Holguín

  61

  16

  45

  4

    1

  1

  28

  1

  26

  9,9

Granma

  40

  23

  17

-

  22

  1

  14

  2

    1

  8,1

Santiago de Cuba

  87

  34

  53

  6

  41

  5

  29

  4

    2

10,8

Guantánamo

  59

  23

  36

  3

  15

  4

  31

  4

    2

17,8

Isla de la Juventud

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

Cuba

939

291

648

61

280

47

358

56

137

11,3

Fuente: Parte abreviado mensual

Tabla 10
Comparación porcentual de los peritados generales con algunas categorías del personal de salud según sexo y tipo de dictamen. República de Cuba. Año 2008

Categoría

Sexo

Dictamen

M

F

I

II

III

IV

V

VI

Población  trabajadora general

42,2

57,8

14,2

22,6

7,8

46,1

7,9

  1,4

Médicos

31,0

69,0

  6,5

29,8

5,0

33,1

6,0

14,6

Enfermeros

  5,0

95,0

12,4

20,2

5,7

48,5

7,7

  5,5

Técnicos

17,2

82,8

15,8

19,9

7,1

45,5

8,8

  2,9

Fuente: Parte abreviado mensual

Del personal médico también podemos plantear que el grupo de edades que más está incidiendo es de de 41-50 años para todo tipo de dictámenes, ya que habíamos hecho referencia al crecimiento que viene presentando este grupo de edades dentro de la invalidez total en la población trabajadora general, pero es importante resaltar que este grupo de edad dentro de los médicos alcanzo el 48,4%. Sin embargo, el grupo de 51-55 años presentó 12,9%, y de 56 y más 5,8%, que verdaderamente debía ser el más afectado, y conociendo que los médicos llegan a trabajar hasta edades muy avanzadas. En cuanto a las patologías (tabla 11), no hay mucha diferencia con la morbilidad de la población general; se comporta de forma heterogénea, aunque sí hay predominio de los trastornos músculo esqueléticos, dado fundamentalmente por la hernia discal.

Tabla 11
Distribución de los médicos peritados según tipo de dictamen, principales causas y diagnósticos más frecuentes. República de Cuba. Año 2008

Tipos de dictamen

Principales causas

Diagnósticos más frecuentes

I

Trastornos músculo esqueléticos

Osteoartritis, hernia discal

Enfermedades cardiovasculares

HTA, cardiopatía isquémica

Enfermedades del sistema nervioso y órganos de los sentidos

AVE

II

Trastornos músculo esqueléticos

Hernia discal

Enfermedades del sistema nervioso y órganos de los sentidos

Miopía, glaucoma, hipoacusia

Enfermedades cardiovasculares

HTA, IMA, CI, arritmias

III

Enfermedades cardiovasculares

HTA

IV

Trastornos músculo esqueléticos

Hernia discal, artritis reumatoide, condromalacia

Enfermedades cardiovasculares

HTA, CI

Enfermedades del sistema nervioso y órganos de los sentidos

Glaucoma, catarata, hipoacusia, AVE

Enfermedades de las glándulas endocrinas

Hipotiroidismo, hipertiroidismo, diabetes mellitus

V

Trastornos músculo esqueléticos

Hernia discal

Enfermedades cardiovasculares

HTA

VI

Trastornos músculo esqueléticos

Hernia discal

Enfermedades del sistema nervioso y órganos de los sentidos

Glaucoma

Fuente: Parte abreviado mensual

En relación con el personal de enfermería (tabla 12), aparece que se peritaron 796, de ellos el 95% del sexo femenino. Aquí sí el dictamen de invalidez total duplica el de los médicos con un 12,4%, y una  invalidez temporal de 48,5%, que se diferencia de la de los médicos y se asemeja a la de población general. La tasa específica para el personal de enfermería es de 8 por cada mil enfermeras, tasa más baja que la de los médicos, que es de 11, coincidiendo nuevamente Ciego de Ávila con la tasa más baja, de 2 por cada mil, y las más alta en Camaguey con 16 y Villa Clara con 15.

Tabla 12
Comportamiento de los enfermeros peritados según sexo, dictamen y provincias. República de Cuba. Año 2008

Provincias

Nº total

Sexo

Tipo de dictamen

M

F

I

II

III

IV

V

VI

Tasa x 103

Pinar del Río

  67

  2

  65

  4

    3

-

  43

13

  4

10,1

La Habana

  44

-

  44

13

    2

  2

  17

  6

  4

  8,5

Ciudad de La Habana

  93

  8

  85

20

  26

  4

  32

11

-

  5,0

Matanzas

  46

  2

  44

10

    8

-

  25

  1

  2

  8,1

Villa Clara

  99

13

  86

-

    2

23

  49

  7

17

14,6

Cienfuegos

  32

  3

  29

  7

    5

-

  16

  2

  2

  8,9

Sancti Spíritus

  11

  1

  10

  4

    2

  2

    2

-

  1

  2,8

Ciego de Ávila

    8

-

    8

  6

    1

-

    1

-

-

  2,1

Camagüey

113

  4

109

12

  31

  2

  64

  4

-

15,6

Las Tunas

  23

  3

  20

  2

    3

  1

    7

  8

  2

  4,9

Holguín

  49

-

  49

  8

-

-

  30

-

11

  6,8

Granma

  46

-

  46

  1

  15

  4

  22

  3

  1

  4,9

Santiago de Cuba

108

-

108

  9

  52

  4

  39

  4

-

11,9

Guantánamo

  57

  4

  53

  3

  11

  3

  28

  2

-

11,1

Isla de la Juventud

-

-

-

-

-

-

-

-

-

-

Cuba

796

40

756

99

161

45

386

61

61

  8,1

En cuanto a los técnicos propios de la salud (tabla 13), el 82,8% es del sexo femenino, predominante en este sector, y la distribución según tipos de dictámenes se asemeja a la población general y defiere en la invalidez parcial permanente y  en los casos especiales de los médicos.

Tabla 13
Comportamiento de los técnicos peritados según sexo, dictamen y provincia. República de Cuba. Año 2008

Provincias

Nº total

Sexo

Tipo de dictamen

M

F

I

II

III

IV

V

VI

Pinar del Río

  59

    8

  51

    5

    4

-

  42

  3

  5

La Habana

  11

    1

  10

    3

    1

-

    5

  2

-

Ciudad de La Habana

  82

  19

  63

  10

  18

  8

  35

11

-

Matanzas

  28

    6

  22

  10

    8

-

  10

-

-

Villa Clara

  87

    8

  79

    7

    3

18

  48

  5

  6

Cienfuegos

  43

    5

  38

  10

    8

-

  20

  2

  3

Sancti Spíritus

  15

    7

    8

    7

    2

  5

    1

-

-

Ciego de Ávila

  12

    1

  11

    5

-

  3

-

  4

-

Camagüey

121

  19

102

  16

  27

-

  63

13

  1

Las Tunas

  19

    8

  11

    8

    5

  1

    5

-

-

Holguín

  44

-

  44

    9

    4

  7

  13

  6

  5

Granma

  21

    2

  19

-

    7

-

    6

  5

-

Santiago de Cuba

  79

  26

  53

  10

  37

  5

  21

  6

-

Guantánamo

  58

    7

  51

    7

  11

  1

  36

  3

-

Isla de la Juventud

-

-

-

-

-

-

-

-

-

Cuba

679

117

562

107

135

48

309

60

20

Fuente: Parte abreviado mensual

En síntesis, el comportamiento del peritaje médico laboral en el país durante ese año fue básicamente el siguiente:

Finalmente, recomendamos realizar talleres regionales encaminados a un uso más racional del dictamen de invalidez temporal, apoyados en las normas de actuaciones en comisiones por especialidades, fortalecer la actividad de la salud ocupacional y de la seguridad en el trabajo, así como la protocolización de los exámenes médicos preventivos (pre-empleo, periódicos y de reintegro al trabajo), y concertar una estrategia entre la asistencia médica, la atención primaria y la Comisión nacional de peritaje médico laboral, a fin de mitigar una serie de factores que están influyendo de forma negativa en el desenvolvimiento y actuación en las comisiones de peritaje.

BIBLIOGRAFÍA

  1. People’s health movement, ed. Health for all now. Revive Alma Ata. The Alma Ata anniversary pack. Bangalore; 2003.
  2. Roses M. La revolución de la atención primaria de salud en las América. Revista Panamericana de la Salud 2007;21(2):65-8.
  3. Parking DM, Bray F, Ferlay J, Pisani P. Global cancer statistics, 2002. CA Cancer J Clinic 2005; 55:74-108.  
  4. Tennessee LM. PAHO regional policy and plan of per heeding the WHO collaborating center in occupational health of sea tamers. Santa Fe de Bogotá: PAHO; 1999.
  5. Cuba. Ministerio de Salud Pública. Resolución ministerial Nº 157 de 1978.
  6. Cuba. Ministerio de Salud Pública. Resolución ministerial Nº 52 de 1994 [actualizado 1º Abr 2009; citado 20 May 2009]. Disponible en: http://www.sld.cu/sitios/insat/temas.php?idv=12950.
  7. Díaz W, Rabelo G, TM Linares. Invalidez total. Cuba 2003. Revista Cubana de Salud y Trabajo 2004;5(2):16-21.
  8. Carrasco M. Invalidez temporal por peritaje médico laboral en el municipio Cienfuegos 2007. Trabajo para  optar por el título de máster en Salud de los trabajadores. La Habana: Instituto Nacional de Salud de los Trabajadores; 2008.

Recibido: 11 de mayo de 2009             Aprobado: 27 de julio de 2009

Índice Anterior Siguiente