Índice Anterior Siguiente

Revista Cubana de Salud y Trabajo 2013;14(3):24-38

Condiciones de salud y trabajo de las personas ocupadas en venta ambulante de la economía en el centro de la ciudad de Popayán, Colombia, 2011
Health and working conditions of persons employed in mobile sales of the economy in the center of the city of Popayán , Colombia , 2011

James Ricardo Viveros Aguilar 1
John Edder Urrutia 2
Claudia Milena Fuli 2
Fabián Esteban Martínez Moncayo 2

1 Fisioterapeuta, especialista en Salud ocupacional. Programa de Fisioterapia, Grupo FICMOS, Fundación Universitaria María Cano, Popayán, Colombia
2 Fisioterapeutas. Programa de Fisioterapia, Grupo FICMOS, Fundación Universitaria María Cano, Popayán, Colombia

Correspondencia:

James Ricardo Viveros Aguilar
Programa de Fisioterapia, Grupo FICMOS, Fundación Universitaria María Cano,
Popayán, Colombia
E-mail: cdjamer@hotmail.com


RESUMEN

El sector informal es uno de los grandes temas del debate económico y social de nuestro tiempo, especialmente en los países en vía de desarrollo. Este estudio de tipo descriptivo y transversal documenta las condiciones de salud y trabajo de 160 personas que laboran en venta ambulante en el centro del municipio de Popayán; el análisis se basa en la aplicación de la E ncuesta nacional de condiciones de salud y trabajo del comercio informal del Ministerio de la Protección Social . Los resultados indican que la mayoría de las personas pertenecen al género femenino en edades entre los 25 y 39 años, son persona que viven en unión libre y son p ertenecientes al sector urbano de la ciudad. En cuanto a la afiliación, el 85,6 % de la población se encuentra afiliada al sistema en salud en diferentes EPS y EPSS.

Palabras clave: sector informal, galerías, salud, trabajo informal, factor de riesgo

ABSTRACT

Informality is one of the great themes of economic and social debate of our time, especially in developing countries. This is a descriptive and transversal study that documents the health and working conditions of 160 people working in vending of the city of Popayan . The analysis is based on the implementation of the National Survey of Health and Working Conditions of Informal Trade, of the Ministry of Social Protection. The results indicate that most people are female between 25 and 39 years old: they are people living in union free and are belong to the urban sector of the city. As for membership, 85,6 % of the population is affiliated with the health system in different EPS and EPSS.

Keywords: informal sector, street vending, health, informal labor, risk factor


INTRODUCCIÓN

La economía informal, especialmente las ventas en las calles de las urbes en las diferentes zonas del país, se entienden como el conjunto de actividades que las personas realizan con el propósito de amparar su subsistencia y la de su grupo familiar, como resultado de la exclusión de la economía formal que no ofrece el debido equilibrio entre la demanda y la oferta laboral 1.

La economía informal en Colombia ha tenido un notable crecimiento por múltiples factores, como el flujo migratorio del campo a la ciudad, la mayor participación en el ámbito laboral de la mujer y otros miembros familiares distintos al jefe de hogar, la modernización tecnológica para la industria que simplifica procesos, y la falta de incentivo para la creación de empresas, entre otros, suscitando el desarrollo de empresarios en las calles que solucionan de manera autónoma y particular las insuficientes perspectivas de empleo 2. Lamentablemente, este incremento, que genera más del 50 % del empleo en el país, indica fehacientemente la disminución en la calidad del empleo y el nivel de vida de la población colombiana.

De acuerdo al DANE y su encuesta nacional de hogares, las actividades informales, dentro de las cifras del aumento total de empleo para el año 2006, fueron de 58,5 %, y para el 2007, alcanzó el 56,6 % 3. Cabe señalar que los vendedores ambulantes constituyen un porcentaje significativo del sector informal y, por tanto, de la economía del país.

No obstante, esta economía informal origina en los trabajadores condiciones laborales difíciles en cuanto al ingreso, los horarios y la seguridad social y ciudadana; además, para los vendedores ambulantes el desafío es mayor considerando que el desarrollo de su actividad es netamente callejera, constituyendo una amenaza para su salud al exponerse más a los cambios del ambiente, la inseguridad y otros riesgos que involucra el trabajo en la calle.

Lo anterior convierte a los vendedores ambulantes en una población en situación de vulnerabilidad (entendida esta como la probabilidad de ser afectado por un riesgo de cualquier naturaleza, su incapacidad de afrontarlo y la inhabilidad para adaptarse), susceptibles a problemas de salud ocupacional y patologías prevenibles que se derivan, además, de malos hábitos y estilos de vida poco saludables que deterioran su calidad de vida 4.

Dentro de este panorama, la ciudad de Popayán no se exime de esta problemática nacional, más aún cuando en el departamento la violencia ha obligado a cientos de personas a migrar del campo a la ciudad y a buscar una manera de sobrevivir con empleos de propia cuenta con remuneraciones inferiores a las del sector formal, sin la posibilidad de vincularse al sistema de seguridad social y sin un respaldo normativo para mejorar sus condiciones de trabajo y salud como los previstos en las leyes y normas colombianas para el formal de la economía 5.

Estos antecedentes revelan la necesidad de determinar las condiciones de salud y trabajo de las personas ocupadas en venta ambulante de la economía en el centro de la ciudad de Popayán, Colombia, que permita la generación de información para que los encargados de la salud pública en el municipio tengan bases para el diseño e implementación de políticas públicas en lo referente a seguridad social para la población de este sector de la economía, ya que la normatividad vigente se ocupa de los empleados formales a través de las empresas que los vinculan y de aquellos trabajadores independientes con determinados ingresos, descartando a la población que trabaja por su propia cuenta.

MATERIAL Y MÉTODO

Esta investigación es de tipo descriptivo y transversal, con un diseño no experimental, en donde la población objeto de estudio está conformada por 350 trabajadores que laboran en venta ambulante en el centro de la ciudad de Popayán, quienes cumplen los criterios de tipificación. Se tuvo en cuenta unamuestra total de 160 personas, a quienes se les aplicó la Encuesta nacional de condiciones de salud y trabajo del comercio informal, publicada por el Ministerio de la Protección Social en el año 2002.

RESULTADOS

Descripción sociodemográfica de la población

Según los resultados de la tabla 1, el 52,5 % (n = 84) pertenece al género femenino, y el intervalo de edades más frecuente está entre los 25 y 39 años, con un porcentaje de 47,6 % (n = 76); con respecto a la etnia, la más frecuente fue la mestiza, con un 87,6 % (n = 140), y la mayoría pertenece al sector urbano, correspondiente al 97,52 % (n = 156). Acerca del nivel de escolaridad, el 30,0 % (n = 48) de los vendedores ambulantes no culminó sus estudios de bachillerato, seguido del 29,4 % (n = 47) que logró culminar los estudios académicos; también se encontró que el 81,3 % (n = 130) de los vendedores ocupados en la venta ambulante, es de personas que son cabezas de familia; el 42,5 % (n = 68) es de personas que viven en unión libre sin tener un hogar estable, seguido de la situación soltera, con un 32,5 % (n = 52), y el 10,0 % (n = 16) de la población trabajadora se ha visto en situación de desplazamiento .

Tabla 1
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según variables sociodemográficas

Variable

N

%

Variable

N

%

Género

Femenino

84

52,5

Procedencia

Urbano

156

97,52

Masculino

76

47,5

Rural

4

2,5

Total

160

100,0

Total

160

100,0

Etnia

Indígena

12

7,5

Cabeza de familia

130

81,3

Afrocolombiana

5

3,1

No

30

18,8

Negra

3

1,9

Total

160

100,0

Mestiza

140

87,5

Estado civil

Casado

31

19,4

Total

160

100,0

Soltero

52

32,5

Grupo etáreo

18 a 25 años

25

15,6

Viudo

3

1,9

25 a 32 años

38

23,8

Unión libre

68

42,5

32 a 39 años

38

23,8

Separado

6

3,9

39 a 46 años

33

20,6

Total

160

100,0

46 a 53 años

15

9,4

Condición social

Desplazado

16

10,0

53 a 60 años

7

4,4

Desmovilizado

4

2,5

60 a 67 años

1

0,6

Ninguno

140

87,5

> 67 años

3

1,9

Total

160

100,0

Total

160

100,0

 

Nivel de escolaridad

Ninguno

2

1,3

Primaria incompleta

25

15,6

Primaria completa

21

13,1

Secundaria incompleta

48

30,0

Secundaria completa

47

29,4

Técnico

11

6,9

Tecnológico

1

0,6

Universitario

5

3,1

Total

160

100,0

Variables socioeconómicas de la población

La tabla 2 nos permite identificar que la responsabilidad económica de la mayoría de las familias es compartida con el cónyuge en un 53,8 % (n = 86); el 85,6 % (n = 137) es propietario sus de su negocio, siendo estos vendedores estacionarios con un 51,9 % (n = 83), seguido del 43,8 % (n = 70) que tiene un tipo de venta semiestacionaria, y el 60,6 % (n = 97) realiza sus actividades comerciales en jornada diurna.

Tabla 2
Distribución de la población que labora en venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según variables socioeconómicas 

Variable

N

%

Variable

N

%

Responsabilidad económica

Con nadie

49

30,6

Jornada laboral

Diurna

97

60,6

Con el cónyuge

86

53,8

Ambas

63

39,4

Otros

25

15,6

Total

160

100,0

Total

160

100,0

Nivel de sisben

Nivel 1

78

48,8

Propietario de venta

137

85,6

Nivel 2

24

15,0

No

23

14,4

Nivel 3

15

9,4

Total

160

100,0

No clasificado

38

23,8

Tipo de venta

Estacionaria

83

51,9

No sabe

5

3,1

Semiestacionaria

70

43,8

Total

160

100,0

Ambulante

7

4,4

 

Total

160

100,0

Vivienda

Propia

36

22,5

Arrendada

71

44,4

Familiar

53

33,1

Total

160

100,0

Con respecto a vivienda, los resultados dan a conocer que el 44,4 % (n = 71) de los vendedores ambulantes vive en viviendas por alquiler; con respeto a la condición de al nivel de Sisben, el 48,8 % (n = 78) se encuentra clasificado dentro del nivel 1, y el 23,8 % (n = 38) no tiene ninguna clasificación en Sisben.

En la tabla 3 se observa que el producto de venta más comercializado por parte los trabajadores en el centro de Popayán, es mercancía y cacharros, con un 88,1 % (n = 141); con respecto al ingreso semanal, es frecuente que las ganancias se encuentran entre 100 000 y 200 000 pesos semanales, con un 29,3 % (n = 47), aunque se encuentra trabajadores que, como mínimo, ganan $ 20 000 pesos a la semana. Cabe resaltar que la población dedicada a la venta ambulante mantiene precaución al momento de dar a conocer los ingresos que obtienen semanalmente; por ende, el 18,8 % (n = 30) de los encuestados no responde cuál es el valor de sus ingresos semanales.

Tabla 3
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según producto de venta e ingresos económicos

Variable

N

%

Producto de venta

Mercancía y cacharros

141

88,1

Dulces y golosinas

4

2,5

Tenderos

1

0,6

Otros

14

8,8

Total

160

100,0

Ingreso semanal

No responde

30

18,8

$ 20 000 a 30 000

3

1,9

$ 30 000 a 40 000

4

2,5

$ 40 000 a 50 000

4

2,5

$ 50 000 a 60 000

14

8,8

$ 60 000 a 70 000

5

3,1

$ 70 000 a 80 000

12

7,5

$ 80 000 a 90 000

11

6,9

$ 90 000 a 100 000

0

0,0

$ 100 000 a 200 000

47

29,3

$ 200 000 a 300 000

18

11,2

$ 300 000 a 400 000

8

5,0

$ 400 000 a 500 000

3

1,9

$ 500 000 a 600 000

1

0,6

Total

160

100,0

Condiciones de salud

Según la tabla 4, se identifica que el 85,6 % (n = 137) de los vendedores ambulantes que se encuestaron (n = 160), se encuentra afiliado a algún sistema de salud; con respecto, al régimen de salud, la mayoría de la población pertenece al régimen subsidiado, con un 68,1 % (n = 109); solo el 6,3 % (n = 10) de la población ambulante es cotizante al sistema de salud. En cuanto a las entidades de salud, se evidencia que estos están afilados a diferentes EPS y EPSS, en donde Caprecom cuenta con 34 personas (21,3 %) afiliadas, seguido de Salud Vida, con un 13,8% (n = 22), y Emssanar con un 10,6 % (n = 17); con respecto al régimen contributivo, se encuentra que Saludcoop presenta 16 personas afiliadas a su sistema.

Tabla 4
Distribución de la población que labora en el centro de la ciudad de Popayán, según afiliación al sistema de salud

Variable

N

%

Afiliación a salud 

137

85,6

No

20

12,5

Población pobre sin subsidio

3

1,9

Régimen

Contributivo

23

14,4

Subsidiado

109

68,1

Población pobre sin subsidio

23

14,4

Especial

5

3,1

Tipo de afiliación

No aplica

139

86,9

Cotizante

10

6,3

Beneficiario

11

6,9

Entidad de salud

No aplica

23

14,4

Caprecom

34

21,3

Emssanar

17

10,6

Saludcondor

17

10,6

Saludvida

22

13,8

Saludcoop

16

10,0

A.I.C.

5

3,1

Coomeva

3

1,9

Nueva EPS

3

1,9

Selvasalud

1

0,6

Colsanitas

16

10,0

Sisben

2

1,3

S.O.S.

1

0,6

En la tabla 5 se observa que el 100 % (n = 160) de la población que labora en ventas ambulantes en el centro de Popayán, no se encuentra afiliada a ningún sistema de pensiones, como tampoco a ninguna de riesgos profesionales.

Tabla 5
Distribución de la población que labora en venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según afiliación a pensión y riesgos profesionales 

Variable

N

%

Afiliación a pensión

No

160

100,0

Afiliación ARP

No

160

100,0

Con relación a la condición de salud de las personas que laboran en el centro de la ciudad de Popayán dedicada a la venta ambulante, el 48,8 % (n = 78) considera que su condición de salud es buena, seguido de una condición de salud regular, con un 40,6 % (n = 65) (tabla 6). Se evidencia que, pese a la buena condición de salud, el 19,4 % (n = 31) manifiesta que durante un periodo de 30 días su condición de salud física fue mala. De igual manera, refirió un tiempo similar en cuanto a la inadecuada condición de su salud mental un 6,3 % (n = 10) de la población encuestada; con respecto a la práctica deportiva, el 82,5 % (n = 132) no realizan ningún tipo de deporte.

Tabla 6
Distribución de la población laboral en venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según condición de salud

Variable

N

%

Condición de salud

Excelente

5

3,1

Muy buena

9

5,6

Buena

78

48,8

Regular

65

40,6

Mala

3

1,9

Mala salud física al mes

No aplica

89

55,6

1 semana

31

19,4

15 días

14

8,8

Un mes

19

11,9

Menos de 1 semana

7

4,4

Mala salud mental al mes

No aplica

143

89,4

1 semana

10

6,3

15 días

1

0,6

1 mes

4

2,5

Menos de 1 semana

2

1,3

Deporte

28

17,5

No

132

82,5

Total

160

100,0

En la tabla 7 se puede considerar que el 91,3 % (n = 146) de la población trabajadora en la venta ambulante no presenta ningún tipo de accidente común dentro del desarrollo de las actividades cotidianas. De igual forma, el 68,8 % (n = 110) no ha manifestado ningún tipo de enfermedad general; con respecto a la presencia de accidente por la actividad en la que labora, el 8,1 % (n = 13) ha sufrido accidentes en el sitio de trabajo; en cuanto a los accidentes ocurridos durante los últimos 12 meses, el 7,5 % (n = 12) de la población trabajadora manifestó haber presentado un evento o suceso que les generó algún tipo de lesión, siendo las deficiencias osteomusculares las más comunes, con el 4,4 % (n = 7); el tronco fue una de las zonas más afectadas, con el 3,1 % (n = 5), seguido del 2,5 % (n = 4) de los trabajadores que presentaron lesiones en miembros inferiores.

Tabla 7
Distribución de la población laboral en venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según accidentes de trabajo 

Variable

N

%

Accidente común

14

8,8

No

146

91,3

Total

160

100,0

Enfermedad común

50

31,3

No

110

68,8

Total

160

100,0

Accidente por la actividad laboral

Si

13

8,1%

No

147

91,9%

Total

160

100,0

Accidente relacionado con la actividad laboral en los últimos 12 meses

12

7,5

No

148

92,5

Total

160

100,0

Lesiones por accidente en el trabajo

No aplica

148

92,5

Heridas

1

0,6

Lesiones osteomusculares

7

4,4

Golpes

4

2,5

Total

160

100,0

Partes del cuerpo lesionadas por el accidente en el trabajo

No aplica

148

92,5

Tronco y columna

5

3,1

Manos

1

0,6

R. miembros superiores

2

1,3

R. miembros inferiores

4

2,5

Total

160

100,0

Condiciones de trabajo

•  Riesgos físicos

Con respecto al factor de riesgo físico, se logró determinar que el 97,5 % (n = 156) del total de la población encuestada se encuentra expuesta a la lluvia (tabla 8); en un 96,9 % (n = 155) se encuentra en contacto a calor o frío exagerado; el 79,4 % (n = 127) de la población trabajadora se ve afectada por la presencia de malos olores y humedad; de acuerdo a la protección a radiación solar, se determina que el 64,4 % (n = 103) de la población no se encuentra protegida debido al estado del puesto de trabajo que no cuenta con las condiciones de seguridad mínimas como techos, parasoles y dispositivos para mitigar el riesgo; el 64,4 % (n = 103) de la población trabajadora cuenta con una apropiada iluminación en el lugar de trabajo y solo 2 personas se encuentran expuestas a temperaturas extremas debido a la utilización de productos con generación de calor por encima de los 45 °C .

Tabla 8
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según factores de riesgo físico

Variable

N

%

Exposición a lluvias

156

97 ,5

No

4

2,5

Total

160

100,0

Exposición a calor o frío exagerado

155

96,9

No

5

3,1

Total

160

100,0

Presencia de malos olores y humedad

127

79,4

No

33

20,6

Total

883

100,0

Protección a radiación solar

57

35,6

No

103

64,4

Total

160

100,0

Buena iluminación

103

64,4

No

57

35,6

Total

160

100,0

Utilización de productos con alta temperatura

2

1,3

No

158

98,8

Total

160

100,0

•  Exposición a ruido

De acuerdo a la exposición a ruido, se logró establecer que el 91,9 % (n = 147) de la población trabajadora en la venta ambulante en el centro de la ciudad de Popayán, se encuentra expuesta a fuentes de emisión sonora molesta, generadas principalmente por automotores en un 97,5 % (n = 156) (tabla 9); sin embargo, el 59,4 % (n = 95) de los expuestos manifiesta estar sometido a este factor bajo un periodo de tiempo que sobrepasa las 8 horas.

Tabla 9
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según exposición a ruido

Variable

N

%

Exposición a ruido

147

91,9

No

13

8,1

Total

160

100,0

Máquina / equipo de sonido

95

59,4

No

65

40,6

Total

160

100,0

Carros

156

97,5

No

4

2,5

Total

160

100,0

Personas

125

78,1

No

35

21,9

Total

160

100,0

Tiempo exposición a ruido

Tiempo completo

65

40,6

Más de tiempo completo

95

59,4

Total

160

100,0

Riesgos químicos

Con respecto a la exposición al factor de riesgo químico, el 2,5 % (n = 4) de la población refiere tener algún tipo de contacto con sustancias químicas ( hipoclorito de sodio ) (tabla 10).

Tabla 10
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según uso de sustancias químicas

Variable

N

%

Uso de sustancias químicas

4

2,5

No

156

97,5

Total

160

100,0

Riesgos de seguridad

En la tabla 11 se identifica que el 16,3 % (n = 26) de la población utiliza electricidad en su puesto de trabajo, y solo un 10 % (n = 16) de la población trabajadora está expuesta a cables y conexiones eléctricas defectuosas; el 96,3 % (n = 154) desconoce las actividades frente a la atención de un incendio, y el 98,1 % (n = 157) manifiesta no tener un equipo contra incendios en sus lugares en que laboran; de acuerdo a la presencia de sustancias de combustión, se determinó que el 96,3 % (n = 154) no utiliza ningún tipo de sustancias tales como gasolina, ACPM y gas propano, debido a que su actividad laboral no lo requiere.

Tabla 11
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según factores de riesgo de seguridad

Variable

N

%

Variable

N

%

Uso de electricidad

26

16,3

Sustancias de combustión

6

3,8

No

134

83,8

No

154

96,3

Total

160

100,0

Total

160

100,0

Riesgo eléctrico

16

10,0

Salida de emergencia

6

3,8

No

144

90,0

No

154

96,3

Total

160

100,0

Riesgos locativos

56

35,0

Atención contra incendios

6

3,8

No

104

65,0

No

154

96,3

Total

160

100,0

Total

160

100,0

Tránsito vehicular peligroso

154

96,3

Equipos contra incendio

3

1,9

No

6

3,8

No

157

98,1

Total

160

100,0

Total

160

100,0

 

 

 

 

Con respecto a salidas de emergencia, el 76,3 % (n = 122) de la población trabajadora manifiesta contar con estos dispositivos de seguridad, pero según las normas técnicas colombianas, guías técnicas de accesibilidad y normas internacionales, existen unos requisitos y especificaciones para una salida de emergencia, los cuales no se cumplen en los puestos de trabajo evaluados, lo que conlleva a afirmar que no existen dichos lugares de salida en caso de una emergencia real.

En cuanto al riesgo locativo, el 35 % (n = 56) de la población trabajadora se encuentra expuesta a deterioro en la infraestructura del puesto donde laboran y daños en los pisos y techos en mal estado; finalmente, el 96,3 % (n = 154) de estos trabajadores informales se encuentran expuestos a tránsito vehicular peligroso alrededor de sus lugares de trabajo.

En cuanto a la utilización de equipos de protección personal en el trabajo (tabla 12), se logra observar que el 41,3 % (n = 66) de la población utiliza gorra como manera de protección debido a las inclemencias climáticas, seguido de botas, con un 8,8 % (n = 14); estos valores indican que la utilización de los equipos de protección personal por parte de la población en sus entornos de trabajo es pobre.

Tabla 12
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según la utilización de equipos de protección personal

Variable

N

%

Variable

N

%

Gorra

66

41,3

Bata o delantal

3

1,9

No

94

58,8

No

157

98,1

Mascarilla

4

2,5

Botas

14

8,8

No

156

97,5

No

146

98,1

Guantes

5

3,1

Total

160

100,0

No

155

96,9

 

 

 

 

Riesgos ergonómicos

La tabla 13 muestra que el 70 % (n = 112) de los vendedores ambulantes encuestados cuenta con espacios libres en sus lugares de trabajo, el 66,3 % (n = 106) realiza actividades que demandan posturas y movimientos forzados, y el 67,5 % (n = 108) levanta y desplaza cargas en su actividad laboral.

Tabla 13
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según factor de riesgo ergonómico 

Variable

N

%

Espacios libres en el trabajo

112

70,0

No

48

30,0

Posturas y movimientos forzados

106

66,3

No

54

33,8

Levantamiento y desplazamiento de cargas

108

67,5

No

52

32,5

Ayuda mecánica (cargas)

11

6,9

No

149

93,1

Uso de herramientas

28

17,5

No

132

82,5

Buen estado de herramientas

No aplicable

128

80,0

22

13,8

No

10

6,3

Uso de herramientas cortopunzantes

25

15,6

No

135

84,4

Total

160

100,0

Con respecto a las ayudas mecánicas para el levantamiento de cargas, el 93,1 % (n = 149) de la población manifiesta no contar con este tipo de ayuda; el 17,5 % (n = 28) tan solo utiliza algún tipo de herramientas de trabajo; no obstante, el 13,8 % (n = 22) afirma tener en buen estado sus herramientas, y el 15,6 % (n = 25) maneja herramientas de tipo cortopunzantes.

Riesgos psicosociales

En la tabla 14, se observa la distribución de la población según factores de riesgo psicosociales, donde el 58,8 % (n = 94) de los trabajadores afirma estar satisfecho laboralmente; no obstante, el 70 % (n = 112) de los encuestados manifiesta no continuar con su actual actividad económica si se les presenta una oportunidad laboral que brinde mejores ingresos y condiciones de trabajo; el 54,4 % (n = 87) de los vendedores ambulantes no cuenta con periodos de descanso en su jornada laboral, pese a que ellos son dueños de su propio tiempo y espacio, pero manifiestan que no tienen la oportunidad de hacerlo en su jornada laboral debido a la demanda de sus productos y mercancía. El 88,8 % (n = 142) de los encuestados refiere mantener buena comunicación con sus compañeros de trabajo.

Tabla 14
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según factor de riesgo psicosocial 

Variable

N

%

Satisfacción laboral

94

58,8

No

19

11,9

Parcialmente

47

29,4

Continuidad laboral

48

30,0

No

112

70,0

Periodos de descanso

73

45,6

No

87

54,4

Diálogo en el trabajo

142

88,8

No

18

11,3

Total

160

100,0

En la tabla 15 se determina la distribución de la población según la exposición a riesgos de saneamiento básico y medio ambiente, donde tan solo el 6,3 % (n = 10) de los encuestados ha recibido capacitación en manipulación de alimentos, el 61,3 % (n = 98) cuenta con la facilidad al acceso de servicios sanitarios, y el 60,6 % (n = 97) manifiesta presentar estancamiento de aguas alrededor de su puesto de trabajo.

Tabla 15
Distribución de la población que labora en la venta ambulante dentro del centro de la ciudad de Popayán, según saneamiento básico y medio ambiente 

Variable

N

%

Capacitación en manipulación de alimentos

10

6,3

No

150

93,8

Total

160

100,0

Servicios sanitarios

98

61,3

No

62

38,8

Total

160

100,0

Estancamiento de aguas

97

60,6

No

63

39,4

Total

160

100,0

Recolección de basuras

Diario

150

93,8

Reciclaje

68

42,5

No

92

57,5

Con respecto a la recolección de basuras, el 93,8 % (n = 150) de la población trabajadora declara que la recolección se realiza diariamente en su lugar de trabajo, pero el 57,5 % (n = 92) de los vendedores en cuestión realiza procesos de reciclaje.

DISCUSIÓN

De los resultados obtenidos en la investigación de las condiciones de salud y trabajo de los vendedores ambulantes del centro de la ciudad de Popayán, se analizarán las 4 esferas funcionales descritas en el modelo teórico de Mark Lalonde, abarcando servicios de salud, estilos de vida, medio ambiente, entorno de trabajo y factor biológico, y su influencia con la condición de salud de los trabajadores dedicados a la venta informal en el centro de la ciudad de Popayán.

Según información obtenida en el boletín publicado por el DANE en 2009 sobre el sector informal, la tasa de informalidad femenina es mayor que la masculina en un 56,2 %. La razón de este fenómeno es que las mujeres tienen la responsabilidad de trabajar no solo para sus familias, sino también para cubrir sus propias necesidades. Estos resultados son similares a los obtenidos en la investigación que se realizó en centro de la ciudad de Popayán con el sector informal, en el cual las mujeres son el sexo que más se presenta en la actividad de venta ambulante con un 52,5 %. No obstante, estos hallazgos son distintos con respecto al artículo denominado “Actitud de vendedores ambulantes en la localidad de Chapinero, frente a sus condiciones laborales y políticas”, donde se afirma que el 54,84 % de la población trabajadora informal pertenece al genero masculino.

Según el Perfil epidemiológico de la población trabajadora de vendedores del sector informal de Villavicencio Meta, en el año 2002, los rangos de edades más frecuentes de la población oscilan entre los 25 y 44 años, con una proporción del 76,3 %, donde el 38,2 % de los encuestados mantiene algún tipo de unión conyugal (unión libre) y su nivel de escolaridad no supera la secundaria básica, con el 39,2 %. De los resultados obtenidos en la investigación realizada en la población de vendedores informales, se evidencia una similitud con respecto al rango de edades y nivel de escolaridad, ya que la población de vendedores informales del centro de la ciudad de Popayán es de adultos jóvenes que se encuentran entre el rango de 25 a 39 años de edad con un 47,6 %. En la investigación Condiciones de salud y de trabajo de las galerías en el municipio de Popayán, se resalta que el 95,2 % de los encuestados son del sector urbano; de manera similar ocurre con los resultados obtenidos en la población ocupada en la venta ambulante en el centro de la ciudad, con un 97,52 %. Según el nivel de escolaridad, el 48 % de los trabajadores presenta una educación media incompleta; la población objeto de estudio convive con sus parejas en un porcentaje del 42,5 %; asimismo, el 32,5 % de los trabajadores informales son solteros. Lo anteriormente mencionado difiere con la publicación realizada por Ospina (2010) sobre el sector informal y las políticas públicas en Colombia, donde se determinó que las edades de los vendedores informales oscilan entre 35 y 44 años de edad, su estado civil es soltero o tienen algún tipo de unión conyugal (60,02 %), y el nivel máximo de formación es el de bachiller (25,81 %), seguido de primaria completa, con el 32,26 %.

Según el estudio realizado en los vendedores ambulantes de la localidad de Chapinero frente a sus condiciones laborales y políticas , se menciona que el 77,42 % de la población objeto de estudio vive en condición de arriendo, y en menor porcentaje tienen una vivienda propia, con el 16,13 %. De manera similar ocurre en las variables socioeconómicas en cuanto a vivienda, donde la población trabajadora del sector informal del centro de la ciudad de Popayán vive en situación de arrendamiento, con 44,4 %, y el 33,1 % vive en casas de familiares.

Según la investigación realizada por Lizandro Cabrera en su artículo “Desplazados en Colombia: un problema de todos”, en 2007 y en otra por Eugenio Balari en su artículo “La similitudes y diferencias de la economía informal en América latina y Cuba”, sobre el sector informal, la situación de desplazamiento y la violencia socio política actual del país, no solo es por la condición pobreza y desempleo, sino también por la intensa migración del sector rural al urbano, especialmente a grandes ciudades. Teniendo en cuenta la información citada anteriormente, ésta difiere frente a los hallazgos del estudio realizado en el centro de la ciudad de Popayán con los vendedores dedicados a la venta informal, en donde tan solo 16 personas se encuentran en condición de desplazamiento.

Basándose en el estudio “Identificación de potenciales beneficiarios del programa formalización”, realizado por la Cámara de Comercio del Cauca en el año 2008, el 60,1 % del sector informal reportó utilidades inferiores al salario mínimo mensual vigente, y el 39,9 % manifestó disponer de un ingreso mayor al salario mínimo. En la publicación realizada por de Alonso (2008), denominada “Familia, género y pobreza urbana en Colombia: supervivencia y futuro”, se concluye que la población de trabajo no formal ganan menos de un salario mínimo, con el cual tienen que cubrir necesidades básicas como lo es la alimentación, arriendo y otros gastos adicionales; en relación con los datos anteriores, se observa resultados similares con la investigación denominada “Condiciones de salud y trabajo en vendedores ambulantes del centro de la ciudad de Popayán”, donde el 29,3 % de la población tiene un ingreso económico menor al salario mínimo mensual vigente (entre 100 000 y 200 000 pesos semanales); el ingreso depende del tipo de producto que se comercializa, la época del año y la intensidad de la jornada laboral.

En Colombia, según las cifras reportadas por el DANE en la medición del empleo informal del trimestre móvil entre septiembre y noviembre de 2011, del total de la población ocupada en la economía informal, el 84,0 % se encuentra afiliada a seguridad social en salud, y el 10,0 % a seguridad pensional. Estos datos son equiparables con los resultados obtenidos en la encuesta realizada a los vendedores ambulantes del centro de la ciudad de Popayán, donde el 85,6 % de los trabajadores objeto de estudio se encuentra afiliado al sistema general de salud. Cabe resaltar que el 68,1 % pertenece al régimen subsidiad, siendo Caprecom la entidad con mayor cobertura para la prestación del servicio para esta población, con un 21,3 %. Sin embargo, se evidencia una discrepancia en cuanto a la afiliación al sistema de pensión, donde el 100 % de los vendedores informales del centro de la ciudad de Popayán no se encuentra vinculado a fondos de pensiones y cesantías, ni tampoco a un sistema general de riesgos profesionales; los datos mencionados con anterioridad, contrastan con la investigación realizada por Aponte (2007), Diagnóstico de las condiciones de salud y trabajo de las mujeres que laboran en el sector informal de Bogotá”, donde e l 81 % de las mujeres refiere estar afiliada a alguno de los regímenes de seguridad social en salud, lo cual corresponde a la evolución de la cobertura de la atención en salud. Sin embargo, solo el 48 % pertenece al régimen contributivo (11 % como beneficiarias). Del total de las mujeres encuestadas, solo el 6,4 % (253) se encuentra afiliada al régimen de pensiones y de riesgos profesionales.

En el diagnóstico de las condiciones de salud y trabajo de las mujeres que laboraban en el sector informal de Bogotá en el año 2007, se calificó el estado de salud como bueno o excelente, seguido de regular, de esta población encuestada. Estos resultados son equiparables en el estudio “Condiciones de salud y trabajo en la venta informal en el centro de la ciudad de Popayán”, donde el 48,8 % de los vendedores ambulantes manifiesta que su condición de salud es buena y el 40,6 % refiere tener una condición de salud regular.

En el presente estudio, en cuanto a la accidentalidad generada por la actividad laboral, el 8,1 % de los encuestados ha sufrido algún tipo de accidente; y de acuerdo al accidente relacionando con la actividad laboral en los últimos 12 meses, el 7,5 % presentó una eventualidad en el sitio de trabajo. Según la lesiones generadas, las heridas se presentaron en un 6 % de la población, seguido de golpes en un 2,5 %; en cuanto a las deficiencias, las alteraciones osteomusculares son las más comunes, con un 4,4 %; y con respecto a las partes del cuerpo, el tronco y los miembros inferiores son los segmentos más afectados, con el 3,1 y el 2,5 %, respectivamente. Las caídas en el lugar de trabajo se presentaron en una baja proporción en la población objeto de estudio, con un 3,1 %. Esta información mantiene una similitud con el d iagnóstico de las condiciones de salud y trabajo de las mujeres que laboraban en el sector informal de Bogotá en el año 2007, donde el 7,6 % de la población informal manifestó que el sistema afectado con más frecuencia fue el osteomuscular. Además, el 11,2 % refirió haber sufrido un accidente relacionado con su trabajo en el último año. En cuanto al tipo de lesión, el 8 % reportó cortaduras, seguido de golpes, con una frecuencia de 105 casos. A diferencia del estudio realizado en el centro de la ciudad de Popayán, se observa una diferencia con respecto a las partes del cuerpo más afectadas.

Se determina que según los estilos de vida de las personas que laboran en el centro de la ciudad de Popayán, tan solo el 8,1 % de los vendedores encuestados consume cigarrillos y el 25,0 % licor. Sin embargo, el 100,0 % no consume sustancias psicoactivas, pero cabe mencionar que el 82,5 % no realizan ningún tipo de actividad deportiva debido a factores como jornada laboral extendida y responsabilidades en el hogar . Estas cifras difieren con respecto al estudio de Daza (2008) denominado ”Hábitos de vida saludable en población vulnerable”, donde el 43,2 % de la población objeto de estudio consume cigarrillos, el 39,5 % alcohol y el 41,3 % realizan actividad deportiva de manera frecuente.

En un estudio previo realizado por Viveros en el año 2010, denominado “Condiciones de salud y trabajo de las personas que laboran en el sector informal de las galerías del municipio de Popayán”, se concluye que la población se encuentra expuesta a diversos factores de riesgo derivados de los lugares de trabajo y sus actividades laborales, como riesgos físicos, ergonómicos, psicosociales, de seguridad, químicos, de saneamiento y de orden público. En el físico, el 82,2 % se expone a radiación solar durante el desarrollo de las actividades laborales, el 79,7 % a calor o frío exagerado, el 77,5 % presenta exposición a ruido, el 53,6 % percibe malos olores y humedad en los sitios de trabajo, el 13,7 % utiliza productos con altas temperaturas durante la jornada laboral, y el 12,5 % de la población se encuentra expuesta a la lluvia. Cabe resaltar, referente al riesgo ergonómico, que el 60,2 % de los encuestados realiza actividades que demandan posturas y movimientos forzados, el 54,1 % levanta y desplaza cargas, y el 100 % de la población manifiesta no contar con ayudas mecánicas para el levantamiento de cargas; y con respecto a la utilización de herramientas de trabajo, el 91,2 % las utiliza para la ejecución de sus actividades laborales. En riesgos psicosociales, el 47,2 % afirma estar satisfecho laboralmente, el 100 % de la población cuenta con periodos de descanso en su jornada laboral, y el 99,3 % refiere mantener buena comunicación con sus compañeros de trabajo. En relación al riesgo de seguridad , el 42,8 % de los trabajadores utiliza electricidad en su puesto de trabajo, solo un 24,3 % se encuentra expuesto a cables y conexiones eléctricas defectuosas, el 99,4 % desconoce las actividades frente a la atención de un incendio, y el 99,1 % manifiesta no tener un equipo contra incendios en sus dependencias de trabajo. En cuanto a la presencia de sustancias combustibles, se determinó que el 88,6 % de la población objeto de estudio no utiliza ningún tipo de sustancias tales como gasolina, ACPM o gas propano, debido a que su actividad laboral no lo requiere; el 100 % de la población manifiesta no tener una adecuada ruta de evacuación en caso de emergencia. En cuanto a riesgos químicos, tan solo el 4,4 % de las personas de las galerías maneja sustancias como insecticidas e hipoclorito de sodio en su puesto de trabajo. Según el riesgo de saneamiento básico y medio ambiente, el 44,1 % de la población informal de las galerías ha recibido capacitación en manipulación de alimentos, el 93,1 % cuenta con facilidad al acceso de servicios sanitarios. Sin embargo, el 23,3 % manifiesta presentar estancamiento de aguas alrededor de su puesto de trabajo; la totalidad de la población afirma contar con una recolección de basuras diariamente en su lugar de trabajo, y un 100 % de la población no recicla. Finalmente, en lo relativo al riesgo de inseguridad ciudadana , se determina que el 66,5 % (n = 587) ha presenciado algún tipo de peleas o riñas en su puesto de trabajo, y el 37,6 % (n = 332) ha sufrido algún tipo de robo o hurto en su propio entorno de trabajo. Teniendo en cuenta los datos obtenidos por Viveros, existe una estrecha semejanza con los resultados adquiridos en el estudio de vendedores ambulantes del municipio de Popayán ubicados en el centro de la ciudad, donde se observa la presencia de estos factores en porcentajes representativos. Riesgos físicos: el 97,5 % de la población está expuestos a la lluvia, el 96,9 % a calor o frío exagerado, y el 79,4 % percibe malos olores y se encuentran expuestos a humedad; el 35,6 % se expone a radiación solar, el 98,8 % utilizan productos con altas temperaturas y el 91,9 % presenta exposición a ruido generado por automotores y peatones. Riesgos ergonómicos: el 66,3 % de los encuestados realiza actividades que demandan posturas y movimientos forzados, el 67,5 % levanta y desplazan carga, y tan solo el 6,9 % manifiesta utilizar ayudas mecánicas para el levantamiento de cargas; solo el 17,5 % de los trabajadores objeto de estudio utiliza herramientas de trabajo. Riesgos psicosociales: el 58,8 % de la personas ocupadas en la venta ambulante del centro de la ciudad de Popayán afirma estar satisfecho laboralmente; sin embargo, algunas personas (70 %) refieren que, de tener oportunidades de trabajo que ofrezcan mejores condiciones o ingresos, no dudarían en cambiar su actividad laboral; el 45,6 % de la población cuenta con periodos de descanso en su jornada laboral y un 88,8 % refiere mantener buena comunicación con sus compañeros de trabajo. Seguridad : el 16,3 % utiliza energía para el desarrollo de las actividades laborales; en cuanto al manejo de incendios, el 96,3 % no sabe cómo manejar una situación de emergencia. Cabe anotar que el 98,1 % no tiene equipos contra incendios para poder contrarrestar una eventualidad, aunque el 76,3 % manifiesta tener salidas de emergencia. Saneamiento básico y medio ambiente: e l 93,8 % de los encuestados no ha recibido capacitación en manipulación de alimentos, el 61,3 % cuenta con la facilidad al acceso de servicios sanitarios, y el 60 6 % refiere que en sus lugares de trabajo hay estancamiento de aguas y malos olores; con respecto a la recolección de basuras, el 93,8 % de la población trabajadora declara que la recolección se realiza diariamente en su lugar de trabajo por parte de entidades privadas del municipio, pero el 57,5 % (n = 92) de los vendedores en cuestión no realiza procesos de reciclaje. Cabe resaltar también que los vendedores ambulantes observan roedores (ratas), insectos y animales domésticos (perros, gatos) en sus lugares de trabajo en un amplio porcentaje. Riesgos químicos: Tan solo 4 personas (2,5 %) refieren utilizar sustancias para la limpieza (hipoclorito de sodio) en el lugar de trabajo.

De manera general, los resultados encontrados en el estudio permiten exponer las siguientes conclusiones básicas:

  1. De la investigación realizada se evidenció que el género más representativo es el femenino, en tanto el rango de edades se encuentra fundamentalmente entre los 25 y 39 años, lo que sugiere que la población objeto de estudio está compuesta por adultos jóvenes, quienes pertenecen al nivel 1 del sisben; ellos presentan un nivel de escolaridad incompleto para la secundaria y se encuentran, en su mayoría, en unión libre.
  2. La gran mayoría de los trabajadores informales que laboran en el centro de la ciudad de Popayán no cuenta con vivienda propia, ya que viven en condición de arriendo o en casas de familiares.
  3. El producto de venta más comercializado por parte los vendedores ambulantes del centro de la ciudad de Popayán es de mercancías y cacharrería, debido a las características propias del lugar y de la población que acude a adquirir dichos productos.
  4. La mayoría de los puestos de trabajo son propios, donde la comercialización es estacional. El desarrollo de sus actividades laborales se realiza durante una jornada diurna, que se lleva a cabo durante todos los días a la semana en un horario que sobrepasa las horas reglamentarias para el desarrollo de las actividades de trabajo (más de 8 horas).
  5. En cuanto a los ingresos económicos, en promedio, los trabajadores ganan entre 100 000 y 200 000 pesos semanales, con un mínimo de 20 000 a 30 000. Por consiguiente, se puede afirmar que el mayor porcentaje de la población gana un salario menor al SLMV.
  6. Con respecto a los hábitos de vida saludables, se determinó que población objeto de estudio consume licor, cigarrillos de manera ocasional, pero no presenta hábitos de consumo de sustancias psicoactivas. En cuanto a la práctica deportiva, pocos de los encuestados realizan actividades físicas.
  7. En cuanto a la afiliación a algún sistema general de salud, la población informal del centro de la ciudad de Popayán está afiliada a alguna EPS o EPSS, como Emssanar, Caprecom, Saludvida, Saludcoop y Coomeva, entre otras. El régimen más significativo es el subsidiado.
  8. El total de los vendedores informales no se encuentra afiliados a un sistema general de pensión y riesgos profesionales, ya que con su condición de ingresos, no logran ingresar al sistema de seguridad integral, teniendo en cuenta sus diversas necesidades, subsistencia y responsabilidad familiar.
  9. Teniendo en cuenta la percepción frente a la condición de salud, la población encuestada manifiesta presentar una condición de salud buena; se evidencia que, pese a la buena condición de salud, los encuestados manifestaron que durante un periodo de 30 días su condición de salud física fue mala. De igual manera, refirieron un tiempo similar en cuanto a la inadecuada condición de su salud mental.
  10. Se evidenció que muy pocos trabajadores sufren accidentes relacionados con su actividad laboral; según la lesión generada, las alteraciones osteomusculares fueron las más frecuentes; referente a las partes del cuerpo más comprometidas, éstas fue el tronco y columna, seguido de los miembros inferiores; con respecto a la causa de estas contingencias, las caídas se presentan con más frecuencia en la población trabajadora, debido a que la población se ubica en lugares donde la concurrencia de público es muy alta, el acceso es deficiente y existen elementos que se convierten en obstáculos para la libre deambulación, conllevando a caídas.
  11. Referente a la variable de discapacidad, se presentaron diferentes situaciones, donde la inhabilidad sensorial se encontró con mayor porcentaje frente a las demás. Cabe anotar que se presentaron condiciones de visión reducida e hipoacusia soportadas con diagnóstico medico; con respecto a la discapacidad motriz, se observaron personas con trauma raquimedular, y para la discapacidad mental, se presentó un trastorno del comportamiento, el cual se encuentra bajo tratamiento con medicamentos, lo que lo hace apto al trabajador para realizar actividades laborales.
  12. El frente organizado de los vendedores ambulantes ha ejecutado pocas actividades relacionadas a la promoción de la salud y prevención de la enfermedad, sensibilizaciones, capacitaciones y cursos de formación.
  13. Dentro del entorno laboral de los trabajadores se encontró exposición a diferentes factores de riesgo: físicos, ergonómicos, psicosociales, de seguridad, de saneamiento básico y medio ambiente y de químicos).
  14. Los trabajadores ocupados en la venta ambulante del sector histórico de la ciudad de Popayán, presentan exposición a ruido producido por aglomeración de personas y tránsito vehicular; calor o frío exagerado por deterioro en la infraestructura de los puesto de trabajo, o por la exposición a la radiación solar; presencia de malos olores y humedad, debido al mal manejo de basuras y a las condiciones deficientes de los alcantarillados o estancamientos de aguas cerca de los sitios de trabajo.
  15. Teniendo en cuenta el factor de riesgo ergonómico, los trabajadores realizan posturas y movimientos forzados en la ejecución de las diferentes tareas que hacen en el desarrollo de su actividad laboral, lo que implica un sobreesfuerzo muscular y un gasto energético alto; por ende, estas condiciones posiblemente puedan conllevar a alteraciones en la biomecánica corporal y desórdenes osteomusculares.
  16. En cuanto al levantamiento y transporte de cargas, se identificó que los trabajadores informales del centro del municipio de Popayán cargan un peso mínimo de 1 kg y un máximo de 150 kg, lo que indica que sobrepasa los valores límites permisibles, tanto para hombres como para mujeres; por lo tanto, existe la posibilidad de que la población trabajadora pueda sufrir algún tipo de alteración en su sistema osteomuscular.
  17. Los encuestados se encuentran satisfechos laboralmente. Sin embargo, una proporción alta de trabajadores afirman no continuar con su actual trabajo si se les presenta otra opción laboral que les permitiera tener una mejor calidad de vida.
  18. Los trabajadores del sector del centro de Popayán constantemente presencian algún tipo de pelea o riña en sus lugares de trabajo, y sufren robos periódicos de la mercancía que comercializan; lo anterior, puede deberse a la ubicación del entorno de trabajo, la deficiente seguridad privada y la aglomeración de personas en el sitio de trabajo.
  19. A propósito de saneamiento básico, la población encuestada manifiesta contar con acceso a servicios sanitarios, recolección de basuras diaria por parte de entidades privadas de aseo y no realización de un adecuado proceso de reciclaje; así mismo, encuentran aguas estancadas en sus puestos de trabajo.

BIBLIOGRAFÍA

  1. Alcaldía Mayor de Bogotá, DC. Reflexiones sobre las ventas ambulantes y estacionarias y la afectación del espacio público. Bogotá, DC: Alcaldía Mayor de Bogotá; 2001. p. 3.
  2. Torres DA . Análisis sobre las principales causas relacionadas con la informalidad del comercio en la ciudad de Villavicencio . Villavicencio: Universidad de Los Llanos; 2007. 148 p.
  3. DANE. Encuesta continua de hogares (2001-2006). Gran encuesta integrada de hogares; 2007.
  4. Ministerio de la Protección Social. Plan nacional de Salud ocupacional 2008-2012. Favorecer la ampliación de cobertura en el sistema general de riesgos profesionales, establecer políticas y definir acciones de promoción para la seguridad y la salud en el trabajo, así como la prevención de los riesgos ocupacionales en las poblaciones laborales vulnerables; 2008. p. 73.
  5. Presidencia de la República – Agencia Presidencial para la Acción Social y la Cooperación Internacional. Programa Familias en Acción. La ciudad: El nuevo lugar para los habitantes del mundo. ISSN: 1794-4636 – Nº 11; 2011. 40 p.

Recibido: 04 de julio de 2012 Aprobado: 19 de abril de 2013

Índice Anterior Siguiente